Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/217261

CARTAS DE LECTORES

SUEÑO DE UNA NOCHE DE OTOÑO

Señor director de NORTE:

Quiero que recordemos el comienzo de la pandemia: qué pensamos y qué imaginamos cuando en el mundo apareció un virus de destrucción masiva y las bombas —que eran acusadas de eso mismo— pasaron a segundo plano.…Suspenda la lectura unos segundos y dígame qué imaginó…

Ya está…Sigamos. Todo se conmociona. ¿Cómo una partícula tan pequeñita de material genético (RNA o DNA) puede de repente poner el mundo culo pa’ arriba? (perdón por el término poco académico). En esos momentos veo desde un portaviones estadounidense un súper avión de combate que despega con todo un cargamento de misiles y bombas de destrucción masiva y pienso "dónde se los van a meter ahora"… será también en el traste, mientras este nuevo virus nos hace pito catalán desde los escombros y nos obliga a partir de ese momento a tener que vivir con un tapabocas como los tan criticados musulmanes por ese motivo.

 Luego me pongo a ver los noticiosos e informaciones por TV y, en las noticias sobre el cuidado que tenemos que hacer, veo sentado en un largo escritorio al presidente Alberto Fernández y a su derecha el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, y a su izquierda el jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Rodríguez Larreta. Como se podrán dar cuenta en esa postal que guardo contento en mi memoria, oficialismo y oposición luchando por un mismo proyecto: la salud de todos los argentinos. Me pareció genial y profética esa imagen; pero no fue así. La profecía se me cayó al poco tiempo cuando aparecieron otros jugadores pateando  en contra de todo este proyecto nacional. 

Qué  triste ver que todo volvía a ser como siempre: las muertes usadas como goles en contra de un gobierno; la otra hinchada festejando callada pa’que nadie se dé cuenta y en el mundo volvía a dejarse de lado el peligro de este virus sin bandera y comenzaban de nuevo a caer misiles y bombas que no tenían nada que ver con este patógeno, sino con la eterna intolerancia de los humanos. Y los virus mirando desde la platea como si fuera un partido de futbol, dirían: "Nos acusan a nosotros  y ustedes siguen matando en las guerras más que nosotros, los Covid 19 y nuestros compañeros virus del SIDA; pero nos siguen etiquetando como los malos de las películas". 

Como decía el doctor Ramón Carrillo. "Frente a las enfermedades  que produce la miseria, la pobreza, el infortunio social de los pueblos, los microbios (virus y bacterias) son una pobre causa de muerte". 

Claro está que el registro de fallecidos diario me parecía un precio un poco alto y escalofriante que me impedía recordar con alegría el tema de los Beatles "all together now" (todos juntos ahora). Así que luego de este sueño de una noche de otoño me despertó la cruda realidad y una infinita tristeza. Todo está como era entonces y nada cambió, el odio y la intolerancia siguen siendo los poderosos motores de nuestra sociedad y lamentablemente no hay vacuna contra esto, así que "¡Agárrate Catalina!"

ADRIÁN PABLO SORRENTINO (SORRO)

DNI 7.765.484

RESISTENCIA

……………………………………………………………

HIPOCRESÍA AL AFIRMAR QUE NO SE CIERRAN GRADOS Y DIVISIONES

Señor director de NORTE:

Ante la respuesta del ministro de Educación, Aldo Lineras, en los medios de comunicación, en la que desmiente que se estén cerrando grados y cursos, ya que solo se trata de una "unificación de divisiones" Federación Sitech responde que es inconcebible semejante hipocresía en el discurso del ministro, diciendo que se trata de una simple compensación o nivelación para una mejor distribución de alumnos, pretendiendo confundir a la docencia y a la comunidad educativa, cuando efectivamente se trata de cerrar fuentes de trabajo dejando a los docentes que se venían desempeñando sin sustento económico, lo que puede demostrarse fácilmente a través de las resoluciones con la que cuenta este sindicato y que establece "dar de baja" a los docentes de tal institución por falta de matrícula..." sin derecho a la defensa, dejándolos en la calle y sin que aparezca un mecanismo de protección, como quiere dar a entender el ministro. Todo lo que expresamos como sindicatos están en las resoluciones que confirman lo que decimos.

Tampoco es aceptable la hipocresía de decir que el sistema educativo está creciendo, cuando realmente lo que creció (con el gobierno del  signo del ministro), es nada menos que los negocios de la escuela privada (alrededor de 250), creadas para los amigos del gobierno (entre otras del propio Capitanich en el Club Sarmiento) subvencionadas por el Estado provincial y que están en contra de la ley, cuando esta estipula que con la educación no se puede lucrar, lo que significa vaciar la escuela pública.

Tampoco se justifica la proliferación de escuelas de Gestión Social en competencia desleal con las escuelas del Estado, y como dijimos su implementación está fuera de la ley en cuanto que la misma establece que será la propia cámara de Diputados la que debe reglamentar, y pasaron más de once años sin que se concrete. En las condiciones actuales se las debe considerar como una privatización de la educación, ya que están dirigidas por movimientos sociales amigos del gobierno sin entrar en el tema de la flexibilización laboral que conllevan estas escuelas, y que el gobierno justicialista dice oponerse, pero que solo es un relato entre muchos otros.

Señor gobernador, el compromiso firmado en 2019 es claro y contundente, no cerrar grados y cursos, no dice nada de un mecanismo de compensación, así que le recomendamos no mandar al frente a su ministro a intentar justificar lo injustificable, solamente tiene que ordenar que se cumpla lo estipulado en ese documento y defienda la escuela pública como corresponde.

SITECH FEDERACION

RESISTENCIA

…………………………………………………………………………………………

CADA BANCA TIENE VOZ, SUS REPRESENTANTES NO SON ANÓNIMOS RESPONSABLES 

Señor director de NORTE:

Hay gobiernos monárquicos, otros autoritarios, los democráticos, y los argentinos son patriarcales o matriarcales. El o ella son el poder, él o ella tienen que poder. Entonces las culpas tienen nombre y apellido.

En el caso de Argentina —que desde la pandemia se viene cuesta abajo— existe un abanico de motivos y de personas que nos representan a cada provincia y cada banca tiene voz, pero pareciere que son anónimos responsables.

Existe una oposición, los rebeldes, los enojados, los víctimas de falta de medidas o de medidas mal tomadas.

Lo que se ve y de lo que se habla es del enojo ente "papá y mamá". Entre chimentos y burlas, olvidan que se durmieron o votaron a ciegas las resoluciones o decretos.

A los autores de las ideas se los desconoce, a los que levantaron sus manos asintiendo también, ellos también son responsables.

Alberto y Cristina son la representación de un modelo y tras ellos los designados para su equipo. 

Se gestó una marcha; en un país decadente con situaciones insostenibles se buscan culpables. 

Exijan, cambien las ideas, las estrategias, las relaciones. No conviertan la marcha en una guerra de gritos y eslóganes.

Los gremios, los voceros rurales, de las pymes, empresariales, sean permitidas a entrar en un diálogo serio donde exponer el mapa del llano ante quienes pierden en la distancia la necesidad sentida. 

MONICA PERSOGLIA

Resistencia