Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/207451
ADRIÁN BELLOMI, SECRETARIO GENERAL DE ATSA CHACO

“Compañeros que fallecieron o llevaron el virus a casa”

La salud privada amenaza con un paro para el viernes si no hay respuestas al reclamo de una mejora de haberes.

Los aplausos y el reconocimiento caracterizaron a la sociedad a la hora de evaluar el desempeño de los agentes sanitarios en la pandemia, pero ese respaldo y revalorización de la tarea no se tradujo en un salario acorde para afrontar una vida digna en la Argentina de hoy.

Trabajadores de la salud privada reclaman un incremento de haberes de un 45 por ciento.

Desde hace un tiempo, la parte privada con la Asociación de Trabajadores de la Sanidad (ATSA) reclama un aumento salarial que al menos cubra las estimaciones de la inflación de este año y ante la constante negativa empresarial a atender la cuestión decretan medidas de fuerza que luego se frenan con conciliación obligatoria.

Administrativamente se supone que es una instancia de negociación y acercamiento pero quienes representan a los empleados señalan que nada de eso ocurre y por ende advirtieron que activarán el paro desde el viernes, caso contrario no se alcance una solución antes, ya que la conciliación puede extenderse hasta mañana.

“Una enfermera que recién se inicia cobra un sueldo de 38 mil pesos, desde junio vinimos pidiendo una actualización de haberes que no podemos encontrar el acuerdo, y a horas de que caiga esta instancia no hay un ápice de solución”, describió Adrián Bellomi, secretario General de ATSA Chaco.

En ese sentido, subrayó que no se trata de un escenario fácil en virtud de que los empresarios señalan que no existe el mismo compromiso de parte del Estado con obras sociales provinciales o nacionales mantiene retrasos en los pagos o pagan por las atenciones valores que no crecieron en el tiempo al mismo ritmo que gran parte de los costos, fundamentalmente el salarial desde la mirada de las cámaras empresariales.

“No le tuvimos miedo al coronavirus y mucho menos nos va amilanar una lucha por mejores de haberes hay compañeros que murieron o llevaron el virus a su casa contagiando a familiares por sueldos de miseria”, agrega Bellomi.

Para hoy, se tienen previstas manifestaciones en algunos establecimientos sanatoriales, para renovar la visibilización del reclamo.

“Los empresarios tienen la obligación de pagarnos lo que nos corresponde y si no lo tienen que lo vayan a buscar. Los trabajadores no nos confundimos. Sabemos lo que queremos y lo vamos a conseguir”, agregaron.

De concretarse, advirtieron que el paro afectaría a unos 108 consultorios, institutos de diagnósticos, laboratorios, y clínicas sin internación), 122, sanatorios, geriátricos, institutos neuropsiquiátricos y a ellos se agregan unos 459 Servicios que hacen emergencia y traslados.

“Hay jefes de Infectología que no respetan protocolos de Salud”

Sabida es la mirada economicista que existe en la adminstración de los recursos humanos de parte de las empresas a lo que se agrega que si la persona cuenta con el esquema completo de vacunación, tiene gran parte de probabilidades de no cursar un cuadro grave en caso de contraer la Covid negando un prisma fundamental que es igual puede infectarse y contagiar a quienes lo rodean.

“Hay jefes de Infectología de sanatorios céntricos de Resistencia que desoyen los protocolos sobre contactos estrechos determinado por el Ministerio de Salud”, expresa Bellomi.

En ese sentido, indicó que uno de los desencuentros que mantiene ATSA con los encargados de los establecimientos es que estas personas deben guardar aislamiento preventivo por un determinado período de días que incluye que se realicen el hisopado correspondiente para determinar si padecen la enfermedad, y no que los obliguen a concurrir a prestar servicios como si nada ocurriera.

El dirigente indicó que quienes incurren en esta práctica son profesionales de marcada trayectoria en el ámbito de la Infectología y que los sanatorios son de renombre dentro del arco de las empresas que se dedican a la salud.

“Es poco entendible que desoigan las reglas básicas que se aplican en cualquier empresa y que están establecidas por las autoridades que administran las medidas de la pandemia”, agregó.

Finalmente, indicó que estas cuestiones solo observan en la capital chaqueña ya que en el interior el apego por la normativa es total.

Temas en esta nota

Salud PrivadaReclamoparo
Notas Relacionadas