Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/149301

Masiva marcha de mujeres contra la violencia, las desigualdades y la explotación del sistema patriarcal

Fue una convocatoria masiva de mujeres de todas las edades, clases y condiciones. Todas juntas marcharon ayer en torno a la plaza principal de esta capital reclamando los múltiples derechos avasallados y reivindicaciones al género. Muchas de ellas llevaron a flor de piel el dolor de las víctimas de femicidios resonantes, algunos todavía sin resolución judicial. El marco fue el primer paro internacional en el Día de la Mujer que se conmemora cada 8 de marzo en todo el mundo.

Poco más de 40 minutos utilizó la columna de más de tres cuadras de largo para dar vuelta a la plaza 25 de Mayo y finalizar cerca de las 10.30 con la lectura de un extenso documento que resumió los reclamos más urgentes.

Entre la cantidad de carteles de las distintas agrupaciones sociales, políticas y sindicales, sobresalieron aquellos que recordaban a las víctimas de femicidios en la provincia, las que luego fueron mencionadas durante la marcha al grito de “presente”. Allí hubo una evocación especial para Maira Benítez, desparecida desde el 17 diciembre de 2016.

Alrededor de 40 minutos utilizó la columna de más de tres cuadras de largo para dar vuelta a la plaza 25 de Mayo y finalizar con la lectura de un extenso documento que resumió los reclamos. 

“Vivas nos queremos”, “Basta de femicidios”, “No a la violencia laboral”, fueron algunas de las consignas plasmadas en papeles, cartulinas y otros materiales que sirvieron como carteles enarbolados por cientos de mujeres.

Ni el sol ni el calor impidieron que desde antes de las 9, las agrupaciones y las mujeres independientes comenzaran a concentrarse en el mástil mayor ubicado frente a la plaza 25 de Mayo, por avenida 9 de Julio. Ese fue el punto de partida de la marcha, poco antes de las 10 de la mañana. Al canto de “se va a acabar este sistema patriarcal”, la columna principal con el cartel que identificaba al paro internacional avanzó por Frondizi hacia Hipólito Yrigoyen y realizó paradas en las esquinas.

Al llegar a la esquina de Casa de Gobierno, movimientos sociales que protestaban en ese lugar abrieron paso a la marcha de mujeres. Allí, las consignas prevalentes fueron por las “compañeras” a quienes el gobierno no permitió ausentarse de sus lugares de trabajo para participar de la actividad. Luego, los cantos fueron contra el gobierno nacional, contra la Iglesia (al pasar por frente de la Catedral) y a favor del aborto legal.

 

Separadas

El Colectivo Ni una Menos Resistencia promovió y encabezó la marcha junto con otras organizaciones sociales, políticas y sindicales. Antes de iniciar la movilización, sus referentes habían “acordado” con los grupos de mujeres de la Izquierda caminar en conjunto y leer los documentos representativos de ambos sectores al terminar. Aunque finalmente las marchas se separaron y a la hora de leer los reclamos casi se superpusieron.

Nadia González, de la Tendencia Universitaria 29 de Mayo, explicó a NORTE que antes de comenzar la marcha se reunieron con las dirigentes de los demás espacios, para ir juntas en la movilización y que se notaran ambas consignas. “Acordamos pero las compañeras comenzaron a marchar solas y sin esperar a otros movimientos. Se ve que tuvieron algún tipo de línea desde arriba”, señaló.

Las agrupaciones que al final terminaron leyendo aparte su propio documento forman parte de la “Multisectorial contra el Ajuste” y son más de 15. Sindican al Estado como “responsable de la situación de las mujeres”. “El gobierno de Peppo es responsable porque hay miles de mujeres desaparecidas”, agregó González.

“Nosotras llegamos a la plaza y todo siguió como si nada, como si nadie hubiera llegado. No nos aplaudieron ni presentaron”, lamentó la joven y advirtió que la consigna de responsabilizar al Estado no está siendo incluida en el Encuentro Nacional de Mujeres que este año tiene como sede al Chaco. Resaltó además que ese evento debe ser autónomo y cuestionó la intención de “meter a concejales y diputadas del Partido Justicialista”.

En tanto, Magdalena Corvalán, del Colectivo Ni Una Menos Resistencia, le respondió a González asegurando que “no leyeron el documento si dicen que nosotras no exponemos las fallas del Estado”. “Asumimos que es responsable y exigimos a los poderes Judicial, Ejecutivo y Legislativo cuestiones a resolver urgente”, afirmó. Dijo, en tanto, que no es la primera vez que una marcha se fractura.

Acerca de la movilización, Corvalán contó que pactaron con las referentes de los movimientos de Izquierda “marchar juntas y leer los documentos en conjunto”, pero “ellas pararon en Casa de Gobierno, nosotras las esperamos por una hora pero había compañeras con bebés y descompuestas por el calor. Para que no se vayan las que habían venido desde barrios alejados decidimos avanzar con el documento. La idea era terminar y que ellas se acercaran y leyeran el suyo”, relató.

Así, tildó de “lamentable que nuevamente desvirtúen y busquen la manera de tildarnos a las que no estamos en esa Multisectorial como kirchneristas”. “No lo somos. Confluimos en la pluralidad del Colectivo. Estamos por una causa común pero también cansa que todo el tiempo digan que nos están comprando”, concluyó.

Notas Relacionadas