Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/218573
NUEVAS ESTADÍSTICAS DE LA AGENCIA NACIONAL DE SEGURIDAD VIAL

Resistencia es uno de los diez puntos con acciones focalizadas para motos

74% de los decesos en siniestros este año en la provincia corresponde a motociclistas.

En el primer cuatrimestre del año, 41 personas del Chaco murieron en 39 siniestros. 73% de ellas transitaba en moto por calles de una ciudad, no por rutas.

La necesidad de sostener un cambio cultural respaldado con información y educación es el mensaje que atraviesa las medidas.

El porcentaje mantiene la tendencia de 2021 que con 139 decesos en 74% de los casos involucró a un motociclista.

ESTE AÑO

‘Son cifras altas, aunque si se compara con 2019 hubo un descenso sensible‘, comparó el director ejecutivo de la Agencia Nacional de Seguridad Vial.

Pablo Martínez Carignano planteó a NORTE una pregunta: ‘¿Alguna política pública puede cambiar esas cifras?‘.

La respuesta se afirma en una serie de medidas que el área a su cargo desplegará para lo que resta del año.

LAS MEDIDAS

Teniendo en cuenta tasas de siniestralidad con motovehículos, las acciones comprometen a municipios y conductores.

La falta de uso de casco sigue ocupando el centro de las recomendaciones por más medidas de seguridad.

‘Nos vamos a focalizar en diez centros urbanos del país con altos índices de letalidad‘, adelantó Martínez Carignano a NORTE.

Las propuestas con cada municipio se centran en la aplicación de un sistema integrado de licencias, capacitar a examinadores, más educación vial a conductores y reforzar controles callejeros.

Junto con Formosa, Santiago del Estero y Tucumán en el norte argentino, el Gran Resistencia es una de las diez urbes del país con elevados porcentajes de letalidad en siniestros con motovehículos.

GRUPOS DE EDADES

Con datos de enero a abril de 2022, 88% son varones y 66% tiene de 15 a 44 años de edad.

"Necesitamos avanzar con el compromiso de intendentes"

Después de varios encuentros del programa federal de cascos en el Chaco, la máxima autoridad del organismo nacional de seguridad vial se refiere a los próximos pasos.

Pablo Martínez Carignano, director ejecutivo de la Agencia de Seguridad Vial (foto del Twitter @pmcarignano).

Luego de sentarse bases en aspectos generales, Pablo Martínez Carignano sostiene que ahora se busca avanzar en el trabajo con los gobiernos municipales.

‘En un país federal es necesario avanzar con el compromiso de cada intendente‘, asegura.

En esa instancia, enfatiza la necesidad de que periódicamente los municipios verifiquen el uso de casco.

Entre las conclusiones de otros documentos de la ANSV, los controles son uno de los pilares fundamentales para abordar el problema.

Además de priorizar los riesgos, a las autoridades les compete coordinar prioridades entre distintos niveles de gobierno, institucionalizar los órganos de gestión y control, y aplicar las sanciones que determinan las normas.

Otra de las herramientas apunta la reducción de asimetrías en el acceso a la información.

Ya no son solo un tema de seguridad vial, son un problema de salud pública

El contexto socioeconómico de los usuarios de motos es un aspecto que también forma parte del análisis de la problemática de la alta tasa de siniestralidad.

En provincias como el Chaco, la creciente proporción de motociclistas se explica en la población alcanzada por la pobreza o la limitación de recursos económicos.

He ahí que otra de las herramientas apunta a fortalecer el acceso a la información sobre normas y medidas de seguridad.

"SIGA, SIGA"

‘Sabemos que hay familias enteras que la usan como principal medio de movilidad, pero si continuamos con la lógica del ‘siga, siga’, después solo contaremos más muertos en siniestros‘, advierte el director de la ANSV.

Consciente de que mejorar las medidas de seguridad con más precaución en el manejo o evitando llevar niños pequeños son hábitos que no se podrán cambiar de la noche a la mañana, considera que hay que empezar lo antes posible.

OTROS CUIDADOS

Mientras que en la percepción de los riesgos que acarrea incurrir en más descuidos, la salud abre otro amplio capítulo.

"Además del dolor por la pérdida de vidas, están las personas que sufren lesiones graves o deben afrontar cirugías, internaciones, tratamientos", ejemplifica Martínez Carignano.

Los costos que genera para el sistema hospitalario son un tema ampliamente abordado en la agenda local a los que el director nacional ubica en una definición: "Los siniestros con motos dejaron de ser solo un tema de seguridad vial, son un problema de salud pública".