Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/217229

El gobierno pide adoptar medidas preventivas ante un brote de rabia paresiante

Un caso de un bovino fue detectado en el departamento Chacabuco y el diagnóstico fue confirmado por de laboratorio del centro de zoonosis de Resistencia.

SÁENZ PEÑA (Agencia) - A fin de prevenir nuevos brotes de rabia paresiante y al encontrarse el Chaco en una zona considerada endémica, la Subsecretaría de Ganadería recomienda la vacunación sistemática y anual contra la rabia paresiante de todos los animales (vacunos, ovinos, caprinos, porcinos, perros y gatos).

La Subsecretaría de Ganadería recomienda la vacunación sistemática y anual contra la rabia paresiante de todos los animales.

La medida se centra especialmente en los departamentos San Fernando, Libertad, 1° de Mayo, Chacabuco, Bermejo, Libertador General San Martín, General Donovan, Sargento Cabral, Presidencia de la Plaza, 25 de Mayo, Tapenagá, Quitilipi, Comandante Fernández, Independencia, Maipú, Almirante Brown y General Güemes.

El caso detectado en el departamento Chacabuco corresponde a un bovino y fue confirmado por diagnóstico de laboratorio del centro de zoonosis de Resistencia.

La rabia paresiante es una enfermedad propia de América, transmitida por el vampiro desmodus rotundus, que se encuentra presente en toda la zona, que ecológicamente resulta favorable para el desarrollo del vector.

Al tratarse de una zoonosis, es decir, una enfermedad que se transmite de los animales al hombre, su presencia demanda una denuncia obligatoria a nivel nacional y provincial.

Desde la Subsecretaría de Ganadería se recuerda que los síntomas que presentan los animales (bovino o equino) enfermos con rabia paresiante son m: decaimiento, fiebre, marcha dificultosa, excitabilidad, babeo, caídas y postración definitiva con pataleo continuo de sus cuatro miembros y torceduras de la cabeza hacia atrás o a un costado.

Este cuadro finalmente desemboca en una muerte segura del animal afectado en un período que va entre los ocho y diez días.

Se recomienda no efectuar maniobras que impliquen tener contacto alguno con la saliva, lágrimas, materiales de tejido nervioso (cerebro o médula espinal) de los animales contagiados, ya que a través de heridas producidas en la piel, algunas veces imperceptibles o por la mucosa conjuntival (ojo), puede ingresar el virus al organismo de una persona y desatar la enfermedad.

Ante cualquier duda o accidente, se debe concurrir con premura a la consulta médica, a fin de tomar las medidas sanitarias de prevención.

EVITAR CONTACTO CON ANIMALES SILVESTRES

También se recomienda evitar tomar contacto con animales silvestres (zorros, coatíes, monos, murciélagos, entre otros), sobre todo vampiros o animales que presenten comportamientos anormales como por ejemplo deambular sin rumbo en horarios no habituales y que se acerquen o tengan agresividad con quienes encuentren a su paso.

En el caso de aquellas personas que tuvieron algún contacto directo con estos animales silvestres enfermos, deben recurrir en forma inmediata a los hospitales o centros de salud más próximos, para que un profesional médico les indique las medidas sanitarias a seguir.

Ante la presencia tanto de animales con sintomatología nerviosa (anormal) como la detección de madrigueras, la novedad debe ser comunicada de inmediato a los delegados del Ministerio de Producción, Industria y Empleo y del Senasa, o bien a las comisiones o entes de sanidad animal que funcionan en la provincia.