Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/212036

CARTAS DE LECTORES

¿Y los barrios olvidados?

Señor director de NORTE:

Por este medio, los vecinos de la calle Misionero Klein desde avenida Alvear y hasta la calle Gardel, luego de mucho andar y llamar al 0800 5555 055, le solicitamos al intendente de Resistencia tenga a bien darnos la solución al siguiente problema: falta de alumbrado público en nuestra zona.

Desde hace un mes y medio carecemos de este servicio todas las manzanas que están abarcadas entre las calles cuatro, cinco, seis y las calles que cortan a estas, en el tramo comprendido desde avenida Alvear y hasta la calle Gardel. 

Creemos que no hace falta explicarle la inseguridad a la que estamos sometidos todos los vecinos, noche a noche, por esta situación.

En nuestro recorrido estéril buscando soluciones escuchamos que el municipio tiene poco equipamiento y materiales, ahí entonces  nuestra pregunta: ¿no le parece que corresponde hacer un replanteo de las prioridades de las acciones a ejecutar? 

Siempre vemos la focalización de esas acciones hacia el centro de la ciudad u otros lugares que muchas veces aún están bien conservados… ¿y los barrios olvidados?

En la zona señalada en el segundo párrafo llevamos años empantanados en los mismos problemas y estamos cansados de esperar inútilmente.

 Anhelamos que las acciones del municipio mejoren la calidad de vida diaria de toda la gente.

 ¡Hay tanto por hacer o sin hacer!  ¿Podrá, usted, ponerse en nuestros zapatos?

Anhelamos también tener un intendente que cumpla con su deber, sin que los ciudadanos tengan que recordárselo y "pedir como un  favor" por tal o cual servicio que no funciona o no se brinda.

Dicho esto, señor intendente, con todo respeto.

BEATRIZ LIVA 

DNI 10408019        

AURELIO LUIS DELUCA

DNI  7896984                               

CARLOS GÓMEZ

DNI  24559352  

CAROLINA D. AQUINO

DNI 17497580                                  

JAVIER NOVILLO PIÑERO

DNI 24077728                     

PATRICIA  E. LLORET  

DNI 26540374

OSCAR R. RAMIREZ

DNI 11379113                              

MARCO AUCAR PICCILLI

DNI 29554721 

CLAUDIO F. ZUÑIGA     

DNI 24740440   

MABEL FANY ACOSTA

DNI 13592551       

(Hay más firmas)                 

Resistencia 

.............................................................................................................................

El rugby siempre opacado

Señor director de NORTE:

Cuando la fiesta del rugby es opacada, te surge un sentimiento de impotencia, porque siempre son las mismas situaciones que, por años, se viven en las canchas de rugby de Chaco y Corrientes.

Ir a mirar un partido de rugby es un placer, dar gusto ver el despliegue que se realiza (que realiza cada club) para dar el mejor espectáculo como ser el entrenamiento semanal, la indumentaria, el gimnasio, la nutrición, hidratación personal de cada jugador para estar a la altura del deporte; la logística que los clubes realizan para recibir al hincha, a la familia  o al aficionado como ser la preparación de la cantina y el estacionamiento, el pago de la ambulancia, limpieza de los vestuarios y de los espacios comunes, la organización del tercer tiempo, el mantenimiento de tribunas y canchas. 

Por cada una de estas actividades hay personas involucradas para que los partidos del fin de semana hagan del rugby una fiesta. 

Las familias, los dirigentes, los entrenadores y colaboradores, los manager,  los profesionales de la salud, los hinchas, seguidores, personal de limpieza, sponsor, prensa y cuantos otros más que entregan su tiempo y dedicación al rugby. 

Todos conforman un gran equipo de trabajo y el potencial recurso humano de este deporte.

Todo queda a punto, cada uno hizo lo que tenía que hacer, pero en ese momento más importante, ese fin de semana por lo que todos trabajaron, una sola persona te puede destruir, en setenta minutos, toda la estructura que se armó. 

Esa persona que no le da importancia al trabajo del otro, que no aplica justicia en el campo de juego, que inclina un partido con total desfachatez, que demuestra a los presentes la parcialidad con la que actúa hacia un equipo. 

Esas personas son los referees que hace años hacen lo mismo, que no evolucionan, que tienen la misma idea de opacar a un equipo o a un club determinado porque así se lo habrá propuesto en su escala de valores. 

Árbitros que a la vista está, no se perfeccionan, capacitan o forman para estar al nivel, que hoy en día, este deporte se merece ya que en esta región tuvo un desarrollo importante a nivel competitivo, gracias a esas personas que sí entregan lo mejor de cada uno para ver crecer el club y la Unión del Nordeste.

Los árbitros deben replantearse la función y el rol que desempeñan en un campo de juego, o en esta estructura general del deporte, porque en las canchas suceden las injusticias e ilegalidades más crueles que se puede esperar. 

Cuando se habla de respeto, ese valor debe ser recíproco, cuando se habla de tener la razón "el árbitro siempre tiene la razón" también los entrenadores, los manager, los jugadores y los padres pueden "tener razón". 

Aunque en la cancha sólo el árbitro tiene la autoridad, el jugador merece el respeto como tal, de parte de esa persona adulta que le está marcando y midiendo cada comportamiento y cada movimiento. 

Este fin de semana en una final y semifinal se observó nuevamente a estos árbitros que no tiene interés de hacer del rugby una fiesta. 

Porque cuando uno va a una fiesta se divierte, la pasa bien y te dan ganas de que se repita. 

Pero acá sucedió todo lo contrario, como hace años viene sucediendo, jugadores desmoralizados, el malestar y el fastidio de la gente y el sabor amargo de la derrota.

ROSANA DEL CARMEN FORTÍN

DNI 23.685.282

RESISTENCIA