Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/209610
ANTONIO MORANTE, SOBRE CONTROLES A PRESTACIONES ODONTOLÓGICAS

“Hubo profesionales que llegaron a facturar 500.000 pesos en un mes”

Reconoce que existieron demoras en auditorías pero ratifica los controles.

En las últimas semanas se multiplicaron cuestionamientos respecto de la falta de agilidad para acceder a las prestaciones odontológicas que cubre el Insssep en virtud de mantener vigente un sistema de turnos, que se otorgaban con hasta dos meses de posterioridad desde que uno lo solicitaba.

Antonio Morante, presidente del Insssep.

La situación fue reconocida por las autoridades, que indicaron que obedecía a una distribución que se brindaba por una plataforma digital con un límite diario en virtud de evitar aglomeraciones, pero entienden que también se trata de maniobras azuzadas en algunos casos por profesionales de esta especialidad por la cual se busca saltear la necesaria auditoría que verifica si lo solicitado se ajusta a la necesidad del afiliado, ya que luego de ello recién se libra el pago.

En ese sentido, el presidente del Directorio del Instituto, Antonio Morante, expresó que tanto con el colegio que agrupa al sector como con la relación individual, de hace tiempo los odontólogos son prestadores en que existen vaivenes. “Se detectaron irregularidades, en algunos casos las facturas eran de 500 mil y 400 mil pesos mensuales”, expresó Morante para justificar las auditorías que desde ahora para solicitarla se volverá al sistema de prepandemia, es decir, se deberá acercar al afiliado hasta el consultorio sin la necesidad de solicitar turnos.

Indicó que para quienes atienden la salud bucal el valor de lo que se abona por sus tareas se incrementó en el último tiempo, como muestra de acompañamiento a una demanda que mantenían. “Lo que se hizo fue evaluar cuáles eran las cinco prestaciones que más solicitaban y para todas ellas la suba alcanzó el 98 por ciento”, agregó.