Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/206494

Tránsito: la Europa bárbara no desapareció

La fama de indisciplinados al volante suele ser patrimonio de países como los nuestros pero un reciente estudio demuestra que la Europa bárbara se extiende desde orillas del Mediterráneo hasta los confines del Mar del Norte. Sin excepción.

Si bien el estudio concluye que al volante los europeos siguen siendo un pueblo bárbaro lo cierto es que el cumplimiento de normas se vigila celosamente y se penaliza en consecuencia

Así se desprende del del 11º Barómetro de la conducción responsable impulsado la Fundación VINCI Autoroutes y que ha elaborado Ipsos (investigación de mercados) donde el 75% de los conductores europeos admitió incumplir las normas de tráfico y el 21% son reincidentes recalcitrantes.

A favor de la “civilización” hay que decir que en Europa una infracción no se deja pasar alegremente y al pasar un semáforo en rojo, exceder la velocidad o conducir sin casco hay que hacerse cargo porque para eso están las patrullas comunicadas por radio con la asistencia de la vigilancia remota.

La encuesta fue realizada entre el 9 y el 22 de marzo de este año a 12.400 personas mayores de 16 años de 10 países diferentes: 2.400 fueron franceses y, el resto (1.000 en cada uno) de Alemania, Eslovaquia, España, Gran Bretaña, Grecia, Italia, Países Bajos, Polonia y Suecia.

El 12% de los conductores reconoció que su comportamiento empeora cuando se pone al volante: se vuelven más impulsivos y agresivos. No obstante, la agresividad al volante y las conductas incívicas se reducen ligeramente (3 puntos) con respecto a 2020: el 52% admite que a veces insulta a otros conductores.

LOS MALOS SON LOS OTROS

El 22% de los europeos encuestados se muestra dispuesto a bajarse del vehículo para agarrarse a las trompadas con otro conductor y el 84% ha sentido miedo alguna vez por el comportamiento amenazante de otros.

Como si de una encuesta latinoamericana se tratase para los demás los malos conductores son los otros. El 79% utiliza al menos un adjetivo negativo para calificar el modo de conducir de los demás. Incluso los consideran irresponsables (46%) y peligrosos (26%). Pero a la hora de la autocrítica: el 97% encuentra al menos un adjetivo positivo para calificar su propia forma de conducir.

El menú de las principales infracciones

Las normas de tráfico que más incumplen los conductores europeos son:

– Superar el limite de velocidad: 88%.

– Pasar con un semáforo en amarillo o que acaba de ponerse en rojo: 62%.

– No poner el guiño para adelantar o cambiar de dirección: 51%.

– No parar en una señal de stop: 43%.

– Estacionar en doble fila: 28%.

– Conducir superando el límite de alcohol permitido: 8%.

– Conducir después de haber tomado medicamentos que alteran la capacidad al volante: 7%. 

–  Conducir después de haber consumido drogas: 3%.