Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/184436

Más celulares, menos seguridad

El uso de los dispositivos móviles es cada vez mayor y eso los ha vuelto vulnerables y un medio de riesgo para ciertas tareas como las operaciones de homebanking o las conspiraciones.

Las personas realizan todo tipo de actividades desde sus celulares, desde una simple llamada hasta revisar la cuenta del banco y conversar por Whatsapp casi sin reparar que todo lo que hace está dejando un rastro electrónico que puede ser vulnerado de manera delictiva o por orden de un juez.

Según la compañía de seguridad informática Eset, el 60 por ciento de los usuarios utiliza el wifi público cada vez que puede aunque creció la conciencia de no emplear esas redes para homebanking.

Por otro lado, se registra un bajo nivel de protección. El 30 por ciento de usuarios encuestados temía infectar su móvil con algún virus, pero el 60 por ciento no disponía de una aplicación para evitarlo. Y más de la mitad no lee las condiciones a la hora de descargar algo a su teléfono.

¿Por qué son inseguros?

La publicación Check Point hizo un resumen de los motivos que vuelven inseguros a los celulares.

- Son muy utilizados: uno de los principales motivos por los que los cibercriminales atacan a los smartphones reside en el hecho de que es uno de los dispositivos más utilizados para llevar a cabo cualquier acción: acceder al correo electrónico, realizar compras online, etcétera.

- Almacenan información importante: el smartphone ha evolucionado hasta convertirse en un dispositivo de uso personal y corporativo, biblioteca y lugar donde guardar documentación. Como consecuencia, los smartphones cada vez almacenan una mayor cantidad de información importante como contactos, imágenes, ubicación, credenciales bancarias, datos corporativos, contraseñas, etcétera. Todos estos datos son especialmente atractivos para quien se interese en una persona en particular.

- Están desprotegidos: a pesar de ser un dispositivo fundamental para los usuarios, desde Check Point destacan la falta de concienciación en torno a la seguridad del smartphone provoca que no se utilicen soluciones de protección, como un antivirus.

- Sirven de acceso a otros dispositivos: los teléfonos inteligentes forman parte del ecosistema de dispositivos inteligentes que se conectan a redes wifi, ya sea tanto en entornos domésticos como corporativos, o incluso en redes abiertas como aeropuertos, restaurantes, etcétera. La falta de protección abre la puerta a infectar una mayor cantidad de sistemas.

Cómo protegerse

Los smartphones son la navaja suiza del siglo XXI y esa versatilidad los hace vulnerables y blanco de los ataques. Hoy se puede tener la póliza de seguro, el carné de conducir, el DNI, el acceso al hombanking y todos los datos de donde haya estado o lo que haya leído al alcance de la mano por lo que ‘secuestrar’ un teléfono es mucho más rentable que robarlo y venderlo.

El mejor consejo de seguridad es no depender del celular para todo pero hay otras precauciones a saber: bloqueo por contraseña: no solo colocar una clave o patrón de acceso, sino, configurar el dispositivo  para que pasado un tiempo de inactividad pase automáticamente a modo de suspensión y se active el bloqueo de la pantalla.

Cifrado de la memoria: esta práctica se suele complementar con el bloqueo por contraseña o patrón. Consiste en cifrar la memoria de almacenamiento, de manera que si no se conoce la contraseña de desbloqueo, sea imposible la copia o extracción de datos.

Borrado remoto: habilitar esta opción da tranquilidad en el caso de robo o extravío.

No jugar con el root: ésta es una característica avanzada de los celulares que sirve  para añadir opciones extra al dispositivo. Excepto que se sepa de qué se trata hay que negar cualquier aplicación que solicite ‘acceso root’.

Temas en esta nota

Celulares Seguridad Vulnerables