Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/222848

Sin respuestas y con la gente a la deriva, nadie sabe cuándo vuelven los colectivos

No hay señales de que se restablezca el servicio paralizado desde el jueves. Concesionarios desconocen la ordenanza de prórroga.

Los playones y galpones de las distintas concesionarias del transporte urbano de pasajeros mantienen sus unidades guardadas desde el jueves.

Cuando termine este domingo, se cumplirán 96 horas desde que los resistencianos estarán sin el transporte público de pasajeros y nada indica que la solución pueda llegar a darse en lo inmediato.

El antecedente más reciente de la privación de un servicio esencial se remonta a 2019, cuando, por un reclamo salarial, choferes pararon hasta cobrar sus haberes, una protesta que se extendió por cinco días.

Como es habitual, NORTE salió ayer en las calles y el común denominador en las paradas era la de aquellos habituales pasajeros de algunas -o más de una- de las seis líneas que circulan por la capital chaqueña, quienes señalaban que debieron moverse y perder tiempo hasta donde circulan los colectivos interurbanos para así contar con la opción de reemplazo más económica que moverse en taxi o remís.

“Debo trasladarme hasta las avenidas y perder tiempo”, el mensaje que se repite por la falta de micros.

Victoria es usuaria de la línea 2, y que ante la situación no tuvo más opción que llegar hasta donde pasan los micros que recorren el Gran Resistencia para contar con un micro que la lleve. "Es una situación que nos afecta principalmente para los que estamos en los barrios y que las líneas urbanas son las únicas que circulan", narró.

Angélica es otra resistenciana que habitualmente usa el transporte público y el paro de choferes, seguido del lock out patronal, la obliga a moverse más de la cuenta hasta dar con una línea interurbana. "Tengo problemas de salud, la línea 5 me deja frente a mi domicilio, somos miles de vecinos de la capital, quienes diariamente usamos el servicio, los que necesitamos que esto se resuelva", comentó.

PUJA

La disputa entre el Municipio y los concesionarios arrastra meses. Los actuales operadores cuestionaron a la Comuna por la supuesta falta de facilidades que se debe dar a empresas locales en la licitación para explotar el servicio, en razón de que funcionan con permisos precarios.

El tiempo pasó, la administración local sorteó obstáculos judiciales y administrativos y terminó el proceso de llamado a ofertas sin que se presenten propuestas de quienes hoy tienen la explotación. La habilitación que otorgó la Municipalidad concluía el 30 de septiembre y para extenderla se avanzó primero con una resolución de la Intendencia y luego una ratificación del Concejo por ordenanza.

Uno de los usuarios de las líneas urbanas de colectivos que expresó su malestar ahora ante el lock out patronal.

Los empresarios desconocen lo establecido por el cuerpo deliberante porque indican que para llegar a esa norma debió antes efectuarse una reunión con autoridades que no se hizo para discutir las condiciones del servicio.

En el medio, primero choferes realizaron un paro aludiendo preocupación por lo que se viene el jueves y viernes; y, desde ayer, las firmas no sacan los coches a la calle. La respuesta del Municipio fue que avanzaría con un pedido de quita de subsidios si los micros no circulan por Resistencia tanto ante la Provincia como la Nación.