Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/222528

Observación de aves, una experiencia que el Chaco invita a explorar con todos los sentidos 

La observación de aves es una actividad que nos permite conectarnos con la naturaleza chaqueña, que despierta los sentidos del oído y la vista. 

Imprescindible, llevar a la actividad binoculares, una guía de observación, ropa cómoda y también alguna aplicación digital de celulares -como la app Aves Argentinas o Merlín-.

El birdwatching es uno de los principales pilares del Turismo de Naturaleza. Tal es así que la definición original de "ecoturismo" en los años 80 se inició y desarrolló a partir del avistaje de aves.

Para iniciarse en la actividad, las áreas protegidas de nuestra provincia tienen guardaparques, senderos para recorrer y lugares de acampe, así como áreas de uso público, para coordinar una estadía más larga, ya que los mejores momentos para observar aves son el amanecer, el atardecer y después de un día de lluvia, entonces se genera la mayor actividad de las aves.

A través del avistaje de aves podrás conocer más sobre sus formas, vuelos, colores y cantos.

Por su alta biodiversidad, la provincia cuenta con 10 sitios AICA (Área Importante para la Conservación de las Aves) y registra el 50% del total de especies de aves presentes para Argentina.

En números, se estiman que hay unas 500 especies de aves en Chaco, lo que representa el 50% de las que habitan la República Argentina. Y aproximadamente un 10% de las aves que habitan en Sudamérica.

ÁREAS IMPORTANTES PARA LA CONSERVACIÓN DE LAS AVES

El Programa de las Áreas Importantes para la Conservación de las Aves (AICA) es una iniciativa global enfocada en la identificación, documentación y conservación de una red de sitios críticos para las aves del mundo.

De este modo, se considera que las aves son indicadoras de la diversidad biológica en general. El supuesto principal consiste en que los sitios que son valiosos para la conservación de las aves, también lo son para conservar plantas y otros animales.

Actualmente, en Chaco están identificados diez AICA, que alberga el mayor número de poblaciones de especies de aves endémicas y mundialmente amenazadas: el Parque Nacional El Impenetrable, el Parque Nacional Chaco, el Parque Natural Provincial Fuerte Esperanza, el Parque Provincial Loro Hablador, el Parque Provincial Pampa del Indio, la zona que comprende el Río Bermejito, la Estancia La Leonor en Presidencia Roca, la Estancia El Cachapé en La Eduvigis; el Estero Tapenagá y el valle fluvial de los ríos Paraná-Paraguay.

EL ROL DE LAS ÁREAS PROTEGIDAS

La provincia de Chaco ofrece un escenario natural, con más de 13 áreas naturales protegidas públicas como los parques provinciales y nacionales, reservas naturales de gestión privada y un Sitio RAMSAR, desde 2004.

Los Humedales Chaco constituyen un ecosistema único que incluye una gran diversidad de ambientes, de 508.000 hectáreas. Es parte de uno de los tres biomas de más alta diversidad biológica del territorio argentino. Resguardan aves que se encuentran vulnerables o en peligro de extinción, como el jabirú (Jabiru mycteria), la coscoroba (Coscoroba coscoroba), el tucán grande (Ramphastos toco) y el muitú (Crax fasciolata).

LIBRO "LAS CIEN MÁS CHAQUEÑAS"

Este año se declaró de Interés Turístico Nacional a la reedición del Libro "Aves Argentinas: las 100 más chaqueñas" de los autores Andrés Bosso y Alejandro Di Giácomo (2013). Este libro en su reedición, cuenta con prólogo del Gobernador Jorge Milton Capitanich y el apoyo del Instituto de Turismo del Chaco que además aporta a esta obra con una reseña sobre la importancia y el rol clave del Turismo de Naturaleza como herramienta de conservación y de desarrollo local destacando lugares y destinos claves.

Esta obra significa un hito en la conservación de la provincia ya que reúne los registros fotográficos y descripciones de la avifauna de más de 100 especies presentes en nuestro territorio además de contar con información sobre naturalistas y la importancia de preservación de las ecorregiones presentes en Chaco.

A lo largo de la publicación se destacan algunas especies emblemáticas como el loro hablador, el muitú, el guaycurú, el águila del Chaco, las chuñas de patas negras y de patas rojas, el matico, el carpintero negro y el carpintero copete y la calandria, entre otras. 

LAS EMBLEMÁTICAS

Loro Hablador

Amazona aestiva

Es el Ave Provincial del Chaco y tiene un Parque Provincial homónimo.

Hay quienes consideran que debería llamarse Loro del Chaco o Loro Chaqueño.

Especie protegida que ha sido víctima del tráfico ilegal de fauna y la deforestación, factores que disminuyeron sus poblaciones en décadas pasadas. En algunas provincias del norte argentino se ha extinguido. Vive en parejas o grupos pequeños, pero en invierno puede reunirse en bandadas grandes, que diariamente se trasladan desde los dormideros comunales hasta los sitios de alimentación.

Muitú

Crax fasciolata

El emblema del Chaco Húmedo es una especie protegida bajo la figura de Monumento Natural Provincial.

Habitante exclusivo de las selvas en galería de los riachos, con poblaciones muy reducidas y fragmentadas en la provincia. Recientemente ha sido reintroducido en Parque Nacional Chaco y días atrás en la Reserva La Leonor. Se considera un eslabón fundamental de la ecología y dinámica de las selvas, cumpliendo el rol de especie paraguas. Normalmente se lo encuentra en bosques húmedos y de galería buscando comida solo o en pareja.

Jabirú

Jabiru mycteria

El yabirú es la cigüeña más grande del mundo, con casi 3 m de envergadura. Además, es la única cigüeña que tiene el plumaje enteramente blanco. Las zonas negras y rojas del cuello, son implumes. Ese cuello rojo y negro desprovisto de plumas, sirve como medio de comunicación y hasta para expresar situaciones individuales de estas aves.

Es una presencia habitual en los extensos humedales del Chaco. La pareja vive unida de por vida y año tras año, hacia fines del otoño vuelven a su enorme nido ubicado en lo más alto de un árbol o palmera para criar tres o cuatro pichones.

Matico

Icterus croconotus

El pájaro amazónico o matico es otro representante de las familias de tordos y boyeros, de un llamativo color naranja intenso. Habita los ambientes más secos en el oeste de Chaco, migrando en invierno hacia el este. Su presencia es escasa en el país. Visitando el Parque Nacional El Impenetrable llamará la atención por su melodiosa voz, desde lo alto de un lapacho o yuchán.

Carpintero lomo blanco

Campephilus leucopogon

Carpintero notablemente grande, es mayormente negro con cabeza roja, posee un parche crema en la espalda. Las hembras tienen una raya malar crema y frente negra.

Martineta chaqueña o tucán grande

Ramphastos toco

El tucán, con su pintoresca figura, es reconocido por su amplio y excepcional pico, es una de las cinco especies presentes en Argentina y el que está más ampliamente distribuido, siendo habitual en los ambientes boscosos del este chaqueño. Cumplen un rol importante en la dinámica de selvas y bosques, ya que al tragar los frutos enteros diseminan las semillas de las plantas.

Bibliografía: 

"Las Cien Más Chaqueñas". Alejandro Di Giacomo y Andrés Bosso. Librería de la Paz. 2022. Disponible para su descarga: http://bit.ly/LibroLasCienMásChaqueñas.