Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/218519

Desde China, el Tracker turbo

El Chevrolet Tracker que ya circula por nuestro país es la nueva generación de la SUV de Chevrolet para el Segmento B (chico). La semana pasada la marca del moño presentó en China la nueva generación RS de carácter más tecnológico y deportivo.

El modelo adopta nuevos elementos de estilo RS y un interior rediseñado, con decoración predominantemente negra, con costuras rojas contrastantes.

La Tracker china mantiene los parámetros vistos en otros modelos de la familia RS: terminaciones oscuras y detalles en color rojo para el interior.

Además de estrenar el nuevo motor 1.5 turbo, la Tracker RS equipa un nuevo tablero, muy diferente al que conocemos en nuestra región e incluso al de las otras versiones que se comercializan en China.

Tienen mucho protagonismo las dos enormes pantallas de 10,25 pulgadas superpuestas –no unidas- entre sí. Una está destinada al instrumental, configurable por el conductor, y la otra al sistema multimedia aunque también muestra múltiples informaciones del vehículo, como la navegación o la presión de inflado de los neumáticos.

Lo que causó sensación en la presentación en China fueron las dos pantallas de 10 pulgadas superpuestas que permiten vigilar los signos vitales del auto en funcionamiento y la otra, el entretenimiento y comunicación a cargo del pasajero.

Al adoptar el doble display, se rediseñó toda la plancha frontal del tablero, con nuevas salidas de aire.

Mecánicas para China

Si bien en su diseño exterior es prácticamente idéntico a la Tracker que se fabrica en Brasil –y posiblemente también sea producida próximamente en Argentina-, este SUV tiene otras diferencias en el mercado asiático principalmente en cuanto a sus mecánicas: en lugar del 1.0 turbo de 116 CV –con el que se comercializa en Brasil- o el 1.2 turbo de 132 CV, allí se comercializa con un 1.0 turbo de 125 CV y un 1.3 turbo de 165 CV, ambos de tres cilindros y con inyección directa.

En la versión tope de gama de la Tracker RS se aprecian llantas del color de la carrocería y un pequeño alerón detrás.

La RS, por su parte, incorpora el motor naftero Ecotec 1.5 turbo, que desarrolla 184 CV y 25,4 kgm de torque, asociado a una caja automática de 6 velocidades. Con este conjunto mecánico  logra una aceleración de 0 a 100 km/h en apenas 7,8 segundos, una cifra digna de un hot hatch.

Las características tecnológicas incluyen la función Autohold, el freno de mano electrónico, el volante multifunción, los faros LED inteligentes, los puertos USB delanteros y traseros, el filtro purificador de aire PM2.5 de nivel nanométrico y Hill Start Assist.

Las tres variantes del nuevo RS Tracker, incluido el RS Pro Tracker y el RS Max Tracker, varían en precio desde 79 mil dólares hasta 92,9 mil dólares.

Chevrolet presentó la Tracker deportiva en China que tendrá tres versiones, cada una más equipada que la anterior.

Y aquí, ¿Cuándo?

La primera pregunta que surge es: ¿y cuándo llegará a la Argentina? pues bien, por el momento no hay novedades al respecto.

Es una posibilidad, aunque recién dentro de algunos años cuando la Tracker reciba el facelift de media vida. Más allá de ostentar una imagen más tecnológica con la doble pantalla de la RS, el tablero actual es más que correcto, ya que con su mix analógico/digital cumple con los requerimientos y es de fácil lectura, y cualquier cambio dependerá de la marca y de la demanda del público. Seguramente el resto de las versiones comercializadas en China sí lo reciban a corto plazo.