Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/216157

¿A qué edad se aplica la vacuna contra el sarampión?

Según el calendario obligatorio las primeras dosis se colocan al año de vida y a los cinco. 

En la provincia se cumplió una campaña de vacunación durante el verano. Crédito: Miguel Ángel Romero

El calendario obligatorio fija la primera dosis en el primer año de vida y la segunda en el ingreso escolar (cinco años).

A las personas que nacieron antes de 1965 se las considera inmune y no necesitan vacunarse.

Si viaja a un país con circulación viral 

Para quienes planean viajar al exterior se aconseja aplicar al menos 15 días antes.

A las personas que residen en el país y piensan viajar se pide que:

- niños y niñas de 6 a 11 meses de vida: reciban una dosis de vacuna doble viral o triple viral (‘dosis cero‘). Es una dosis que no debe ser tenida en cuenta como esquema de vacunación de calendario.

- los de 12 meses se les debe aplicar una dosis correspondiente al calendario

- los de 13 meses a cuatro años de edad inclusive: acreditar al menos dos dosis de vacuna triple viral.

En la provincia se cumplió una campaña de vacunación durante el verano. Crédito: Ministerio de Salud del Chaco

- mayores de 5 años de edad, adolescentes y personas adultas se les pide acreditar al menos dos dosis de vacuna con componente contra el sarampión (monovalente, doble o triple viral) aplicadas después del año de vida o confirmar a través de un estudio de laboratorio la presencia de anticuerpos contra sarampión (serología IgG+ contra sarampión).

- a personas gestantes se recomienda viajar si acreditan al menos dos dosis de vacuna con componente antisarampionoso (doble o triple viral) aplicada después del año de vida o confirmar a través de un estudio de laboratorio la presencia de anticuerpos contra sarampión (serología IgG+ contra sarampión). 

Indicadores internacionales

A nivel mundial y regional en el período 2000–2016 se registró una disminución en la incidencia de sarampión del 84% (de 853.479 a 132.490 y del 88% en la mortalidad asociada (de 145 a 18 casos por millón), seguida de un resurgimiento global durante 2017-2019 (aumento del 567%) y luego una aparente disminución en 2020 durante la pandemia de Covid-19.

Las coberturas de vacunación disminuyeron globalmente: 22,3 millones de niños no recibieron la primera dosis de vacuna contra el sarampión y se deterioraron los sistemas de vigilancia. En este escenario, el incremento de la susceptibilidad de la población y la vigilancia sub óptima hacen que resurja un riesgo elevado de transmisión y brotes, amenazando el progreso hacia la eliminación del virus.

En 2020, a consecuencia de la pandemia, se sostuvo una caída en el apego a los esquemas de vacunación (entre 2009 y 2019 ya habían descendido 10 puntos en promedio).

Considerando que el virus del sarampión continúa circulando en otros países de la Región de las Américas (y registrándose actualmente circulación endémica en Brasil, Venezuela) y ante la disminución de las coberturas de vacunación, lo cual implica un alto riesgo de importación de casos y desarrollo de brotes en el país.

Por ello el Ministerio de Salud insta a los argentinos y las argentinas a sostener altas las coberturas de vacunación con dos dosis de vacuna contra el sarampión (doble o triple viral) y solicita al sistema de salud articular los protocolos para detección precoz de la enfermedad a través de un sistema de vigilancia sensible que evite la diseminación de casos.