Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/206092

Medio aguinaldo: la mayoría de los empleados lo usarán para pagar deudas

Encuesta de NORTE en las calles de Sáenz Peña. Vendedores reconocen atrasos en el pago de las cuotas. El deterioro de la economía es notorio.

SAENZ PEÑA (Agencia). Al menos siete de cada diez empleados consultados por NORTE en las calles de la ciudad Termal, dicen que utilizarán el medio aguinaldo a percibir próximamente, para pagar deudas. “Pedimos plata prestada para pagar la luz, y un poco para gastos así que lo cobre del aguinaldo va derecho para ahí”; dice Damián Rodriguez, un empleado de un comercio local.

Al menos siete de cada diez empleados dicen que utilizarán el medio aguinaldo para pagar deudas.

Carla Saucedo, en tanto, estudia y trabaja en un comercio de la ciudad, y dice que el aguinaldo en esta oportunidad servirá solamente para poder estar al día con algunas cuentas atrasadas, que no alcanzara para comprar nada, porque nos comemos todo lo que trabajamos”. “Es muy lamentable lo que le ocurre a la Argentina con su economía, la inflación es muy alta, somos dos en casa y para comer nomás llegamos, el aguinaldo lo voy a usar para comprar calzado para mi hija, devolverle una platita que me prestó mi tía y nada más, porque no alcanza”, cuenta Marianela Soto, que trabaja en una distribuidora local.

“Y nosotros, estamos al palo, porque todo lo que cobramos nos debitan de la tarjeta de crédito que usamos para la farmacia y el supermercado”, dice Carlos Mosqueda, un docente de la ciudad.

“Ni de Piñón Fijo me puedo disfrazar”

“Yo pensaba disfrazarme de Piñón Fijo y ofrecer algo de juguetes para los chicos, pero después pensé que hay mucha que no va a poder comprarles nada, entonces, con esta inflación que hay y donde el señor presidente se dedica a hablar pavadas de los mexicanos y de los brasileños, ya veo que los padres de los chicos me insultan”, dice Gabriel, un vendedor de un local de rubros generales y donde también venden juguetes.

Algunos propietarios de comercios, se mostraron más optimistas con la llegada del mes de junio, sobre todo por la gran crisis que están atravesando desde el inicio de la pandemia que generaron bruscas bajas en las ventas.

En tal sentido, y como para comenzar a acaparar la atención de la clientela, es que muchos de los comerciantes de los más variados rubros, comenzaron a exhibir carteles con algunas ofertas, sobre todo en lo que tiene que ver con la indumentaria.

“Atrasos en los pagos de las cuotas”

Carlos Fernández, a cargo de una casa de venta de electrodomésticos, dijo que “si bien en los meses que los empleados perciben el cobro del aguinaldo, en esta oportunidad no se verá muy reflejado que ese dinero se vuelque al sector comercial de la ciudad”. “La gente está muy atrasada en las cuentas, sobre todo en tarjetas y el pago de facturas de servicios, y aprovecharan el aguinaldo como para ponerse al día”, grafico el comerciante. “Te digo esto –resalto-, porque tengo tres empleados a cargo, y conversando con ellos me dijeron que el dinero del SAC, lo utilizaron para ponerse al día en algunas cuentas, y no para comprar algo que por ahí les está haciendo falta”, comento el comerciante.

“Es muy lamentable lo que le ocurre a la Argentina con su economía, la inflación es muy alta”, dicen los consumidores locales.

 En tanto que Carmen Galván, a cargo de un local de venta de calzados, fue más optimista, dijo que “la esperanza en que la situación mejore, siempre está. Sabemos que está muy difícil todo, más teniendo en cuenta la situación sanitaria actual, donde los casos de contagios de coronavirus están creciendo de manera alarmante en la ciudad”, sostuvo. En referencia a las ventas que podrían llegar a darse con el cobro del aguinaldo, a partir de mediados de mes, hacia adelante, es algo que algunos comerciantes lo estamos viendo con una cuota de esperanza”, añadió Carmen.

Salir a comer, en el recuerdo

SAENZ PEÑA (Agencia). En referencia a la situación de ajuste que debe realizar la familia para poder llegar a fin de mes, se da por los altos costos que tienen los componentes de la canasta de alimentos, apuntó Ricardo Cantero, de un carrito de comidas. Dijo que por lo que tiene que gastar la gente para la comida de todos los días, es que no les está quedando para comprar otros artículos que están por fuera de esa canasta de comestible, puntualizó.

“No hay margen para derrochar nada de dinero por afuera, la gente ya no se da los gustos tantas veces como sucedía anteriormente, que salían todos los fines de semana a comer a algún espacio de gastronomía. Eso, seguido de las restricciones y cierre por la pandemia de covid-19, está ocasionando un perjuicio muy grande a nuestro sector”, indicó.