Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/205869

Tomar conciencia de la situación crítica

Un mapa elaborado por el Ministerio de Salud de la Nación con la evolución de la pandemia en todo el territorio nacional muestra que en el Chaco los departamentos Almirante Brown, Comandante Fernández, General Güemes, Libertador General San Martín, Mayor Luis J. Fontana se encuentran con alto riesgo epidemiológico sanitario; mientras que en el departamento San Fernando la cantidad de contagios colocan a este aglomerado urbano en un estado de alarma epidemiológica y sanitaria.

El panorama que describe el gráfico de la cartera sanitaria nacional coincide con la preocupación del codirector del Hospital Perrando de Resistencia, Daniel Pascual, quien alertó sobre la situación límite a la que se está llegando a nivel local, con el 76 por ciento de ocupación de las camas de terapia intensiva destinadas a pacientes con Covid 19.

Es necesario, entonces, reiterar el pedido a toda la comunidad para que se mantengan todos los cuidados -uso correcto de barbijos, distanciamiento social, lavado frecuente de manos, ventilación cruzada de ambientes- y el respeto a las restricciones para, de esa manera, evitar la situación crítica derive en el colapso del sistema sanitario.

Acaso sea necesario recordar que el personal de salud viene trabajando sin descanso desde marzo del año pasado cuando se anunció el aislamiento social obligatorio a nivel nacional por la crisis del coronavirus.

Además, debe tenerse en cuenta que la situación excepcional que vive el país y el mundo por la pandemia genera un lógico agotamiento físico y psíquico de las personas que tienen en sus manos el cuidado de la salud y eso termina afectando también a la atención en las unidades de terapias intensivas, las terapias intermedias y hasta en los consultorios de febriles.

En estos tiempos difíciles, es fundamental que cada ciudadano haga el ejercicio diario de ponerse en el lugar de quienes trabajan atendiendo a los pacientes con Covid 19 que están en situación crítica. En la medida en que cada chaqueño desarrolle esa capacidad de identificarse con el otro será más fácil respetar todas las recomendaciones que, a esta altura, son conocidas por todos y que ayudan a reducir la circulación del virus.

En los últimos días se ha incrementado en el Chaco y en todo el país el ritmo de vacunación de la población. Se estima que, a nivel nacional, poco más del 82 por ciento de los mayores de 60 años -uno de los grupos de mayor riesgo- han recibido al menos una dosis de la vacuna contra el coronavirus.

Además, en total ya fueron inmunizadas cerca de 14 millones de personas en todo el territorio nacional. Los datos son alentadores, pero esas cifras no deben traducirse en un exceso de confianza que lleven a bajar la guardia. Al contrario, hoy más que nunca se deben mantener los cuidados y las prevenciones: los últimos datos aportados por el Ministerio de Salud de la Nación señalan que más de 80 mil personas murieron como consecuencia de la pandemia en todo el país.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) remarca que las vacunas son una pieza clave en la lucha por reducir la circulación del virus, las hospitalizaciones y las muertes provocadas por el Sars Cov 2. Si la mayoría de la ciudadanía actúa pensando en el bien común y se conduce con responsabilidad, será posible acortar los tiempos para volver a la nueva normalidad y dejar atrás incertidumbre y el miedo que generó la pandemia de un virus que ha demostrado tener una singular dinámica de reproducción que hace más difícil la tarea de anticipar posibles escenarios de contagios.

En las actuales condiciones epidemiológicas es necesario que cada uno contribuya con los cuidados que permiten acotar la circulación del virus. Si bien es cierto que las restricciones más duras permitirían alcanzar más rápido una mejor situación sanitaria para la provincia, también es cierto que el cumplimiento estricto de esas restricciones afecta de manera distinta a cada uno de los chaqueños. No es lo mismo para una familia que tiene ingresos fijos que para quienes dependen del día a día y del movimiento en las calles. Lo importante es que se tome conciencia de la crítica situación sanitaria que se está atravesando y que, en la medida de lo posible, se logre un punto intermedio entre una situación y otra.

Notas Relacionadas