Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/174557

A la playita pública de Encarnación ya no ingresa “cualquiera”

En la playa San José, una de las tres que posee la ciudad veraniega Encarnación, existen reglas que todo visitante debe cumplir a rajatabla para no recibir la llamada de atención de los encargados de vigilancia.

“Cada vez tenemos mayor cantidad de gente, muchos quieren pasar por alto la disposición o simplemente la desconoce”, dijo el encargado, quien mencionó que la administración de dicha playa está a cargo del municipio encarnaceno.

En cuanto a las bebidas alcohólicas, sostuvo que latas u otro recipientes que no sean de vidrio sí se permiten en la arena. Mientras que en el agua no se permite estar ni siquiera con comida.

Para ingresar al río, Godoy sostuvo que exigen ropa adecuada para el baño, ya que algunos pretenden darse un chapuzón con campera o hasta vaquero, siendo esto algo totalmente fuera de lugar.

Los visitantes también deben tener en cuenta que no se permite pernoctar o hacer camping en el área de arena. Y que durante el día deben mantener limpio el espacio que usan, de lo contrario recibirán la correspondiente advertencia. A esto se suma que aquellos que no sigan las instrucciones, serán escrachados con batucadas. “Los pañales, restos de bolsas y de comidas deben ser depositados en los basureros”, solicitó.

Otro punto conflictivo es la polución sonora en el área de estacionamiento, ya que muchos “confunden con discoteca y quieren competir en quién tiene el mejor equipo”, según criticó Godoy. Para este tipo de ciudadanos, existe una zona habilitada para el efecto donde “pueden reventar su volumen”, reveló.

Fuente: https://www.lavozdemisiones.com