Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/164366
Del viernes al domingo en Cabaña Caá Cupé

Todo listo en Corrientes para el tercer Congreso Equino

La esperada presencia de Vicente Sarli, con el manejo natural de los caballos; las estadías por primera vez en estas tierras del brasilero Jango Salgado, con entrenamiento básico de rienda e Ignacio Sáenz Valiente, con su doma inteligente; la vuelta de Mariano Cafferata, con entrenamiento en libertad y pie de tierra; Stéfano Corti, con podología equina y Miguel Mathius con odontología equina, completan la nómina de destacados especialistas. Los profesionales estarán presentes en la cabaña correntina Caá Cupé, la que será escenario una vez más de un encuentro que convoca a los amantes de los caballos de todo el país y zonas limítrofes.

Es que desde este viernes 23 y hasta el domingo 25, el establecimiento ganadero de San Luis del Palmar, ubicado sobre ruta provincial 3, a unos 25 kilómetros de la capital correntina. Con varias novedades y la posibilidad concreta de tener a los mejores en un solo evento, Corrientes tiene todo listo para la edición número tres del Congreso Equino.

Nuevo formato

Con nuevo formato, Juan Romero Feris organiza nuevamente en el establecimiento de San Luis del Palmar el tercer congreso equino durante tres jornadas. “Este año con la novedad de un nuevo formato, el cual busca brindar más opciones a los inscriptos en cuanto a las actividades a realizar”, precisó a NORTE Rural el joven organizador.

Los interesados podrán asistir los días viernes 23 y sábado 24, donde van a observar a todos los disertantes dando clínicas y demostraciones; y aquellos que deseen, con cupos limitados, podrán acceder a una jornada el día domingo, donde los grupos serán más reducidos y podrán -en algunos casos- acceder a realizar prácticas.

La iniciativa para este año está prevista para los días 23, 24 y 25 de marzo y los interesados ya pueden inscribirse en el teléfono 0379-154780969, Facebook Congreso Equino Corrientes, correo electrónico [email protected] o Instagram Congreso Equino.

Así, con varias novedades y la posibilidad concreta de tener a los mejores en un solo evento, Corrientes se prepara de esta manera para la edición número tres del Congreso Equino.

Mathius: “La odontología es muy importante”

“La odontología para los caballos es muy importante. Para dos circunstancias en especial: para los caballos deportivos, que están estabulados; y los caballos estabulados o no que tengan alteraciones de la mordida, deformaciones o defectos de la conformación de la boca”. Así lo asegura a NORTE Rural, Miguel Mathius, médico veterinario especialista en odontología equina. Es que las piezas dentales del caballo se gastan una con la otra constantemente, pero es lo normal y lo que debe suceder. A diferencia de los humanos, no tiene caries. Pero si por algún motivo una muela o un diente no reciben el desgaste de su opuesto (abajo contra la de arriba), se generan desde trastornos en la masticación como en la conducción para hacer cualquier deporte. Por eso, el profesional explica que en odontología se realizan tratamientos de rutina y a veces especiales. “Los caballos estabulados la mayoría requieren tratamiento básico que es en las puntas de muela, algo que estuvimos viendo en el Congreso”, comenta.

Cafferata: “En libertad y trabajo de pie a tierra”

Mariano Cafferata es especialista en entrenamiento en libertad y trabajo de pie a tierra. No usa corral redondo, porque propone que el caballo se exprese y que en ese expresar diga si es ansioso, miedoso o agresivo. “Todo eso lo puedo conocer porque quiero ganarme la confianza del caballo y todo eso se hace en libertad”, asegura.

Es que Cafferata lo último que pretende es montarlo, si no empezar a trabajarlo desde el suelo para desarrollar todo lo que es su musculatura y flexibilidad. “Los caballos naturalmente no están preparados para soportar nuestro peso, por eso prefiero enseñarle desde abajo todos los comandos para que una vez cuando tenga que subir no haya nada de qué preocuparse. Sólo afinar y acostumbrar al caballo de las señales desde arriba”, agrega a NORTE Rural.