Temas de hoy: Emergencia hídrica Procar 4000 Acoso callejero Hindú Club Copa de la Superliga
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/172942

Los primeros fotógrafos de Resistencia

Muy tempranamente se desarrolló la costumbre del retrato personal o del conjunto familiar. Desde principios del siglo XX ya se registra la actividad de un vecino, Juan Simoni, herrero de profesión, que había llegado al Chaco con los primeros grupos de inmigrantes italianos, con tan solo 12 años y en sus primeros años su familia vivió en Puerto Tirol, Colonia Popular y Puerto Bastiani.

Por Rolando Pérez Beveraggi 

 

En sus ratos libres don Juan (sobre todo en los días feriados) recorría las casas de la colonia ofreciendo sus servicios para tomar fotografías. Fue el primer documentalista de la vida de la colonia. Gracias a las imágenes conservadas, hoy podemos visualizar algunos aspectos externos de la vida resistenciana en los primeros años del siglo XX.

Recién en 1917 hubo en la ciudad un estudio fotográfico con local especializado y permanente. Se trata del taller denominado El Arte de Vicente Vía, ubicado en Perón 250, de nacionalidad paraguaya, que se había especializado en el oficio en aquel país. En su establecimiento se vendían también cámaras fotográficas, filmadoras y proyectores, importante factor que permitió el desarrollo de esta actividad en al ámbito familiar.

Finalizando la década del veinte el negocio fue vendido y fue entonces cuando Don Pablo Boschetti, que había trabajado en el taller, instaló su propio negocio de fotografía, inaugurándolo el 1 de enero de 1929, en Pellegrini 75 y por más de cincuenta años plasmó los momentos importantes en la vida de los vecinos de Resistencia y sus postales documentaron las calles, monumentos y edificios públicos del Chaco, realizó una ponderable labor gráfica documental, como así también trabajos de fotografía artística y social.

Don Pablo fue contratado en la década del 30 por el gobernador José C. Castells para documentar fotográficamente desde el aire, a bordo de un avión “Piper biplano” de la época, las primeras tomas aéreas del entonces Territorio Nacional del Chaco. Pero no solo en esta acción demostró su espíritu de pionero.

Don Pablo filmó las primeras películas de Resistencia, sus edificios públicos, sus fiestas y desfiles patrios, con una primitiva filmadora Keystone, utilizando películas de color sepia. En Resistencia fue fotógrafo del diario El Territorio y colaboró con la revista Estampa Chaqueña de ldelfonso Pérez.

Foto Via.jpg
Fotografía El Arte de Vicente Vía.

Uno de los aspectos más interesantes para el estudio de nuestro pasado, en Estampa Chaqueña, es la parte de fotograbados. En cuanto al material iconográfico, de gran valor en los más variados aspectos, estaba a cargo del taller fotográfico de Pablo Luis Boschetti, quien realizó una ponderable labor gráfica documental y trabajos de fotografía artística y social.

Otros herederos naturales del Vicente Via fueron los hermanos Ivo y Oldrich (Chiquito) Michan quienes trabajaron en su laboratorio, luego ya independizados se dedicaron a las fotografías sociales, fotos carnet, cumpleaños, bodas, bautismos y otras celebraciones. Los Michan fueron contratados por el gobierno en épocas del Territorio Nacional y dejaron plasmado momento histórico, político y policial para la posteridad.

Otras de sus especialidades junto a Boschetti fuero las fotografías de espectáculos deportivos. Utilizaban negativos Kodak o Iliford de gran tamaño. Su especialidad era el retoque, ya que jamás entregaban u trabajo, si no era terminado a mano. Un discípulo excepcional de Boschetti fue Oscar D’aroz quien trabajo en su estudio, acompañándolo durante muchos años.

Pasado un tiempo se sintió con fuerzas para instalar su propio estudio, Foto Visión, que abrió sus puertas en Güemes 80. Su labor obtuvo el favor del público y comenzó su etapa de producción de murales, rostros indígenas, hacheros, árboles, montes, ríos, etcétera. Podemos decir que con su labor D’Sroz hizo conocer el paisaje chaqueño en todo el país, en países vecinos y en Europa.

DSC_8384.jpg
Aldo y Oldrich Michan.

Se dedico fundamentalmente a la fotografía artística. Otros fotógrafos fundacionales fueron los de la plaza, como Demetrio Pseftura personaje que hasta hace algunas décadas constituía parte del paisaje peculiar de nuestra plaza central. Un personaje entrañablemente querido era “Rulito” Gómez, ya que en las décadas de los 60/70/80/90 era infaltable en los eventos sociales, culturales y deportivos, con una simpatía que lo distinguia.

Juan Carlos Vidarte fue otro de los fotógrafos de la época y que se especializó en cine, dejando su impronta en videos y documentales históricos. Se había acercado a la fotografía mientras estudiaba en Buenos Aires, y aquí encontró un campo fértil para desarrollarse en esta afición, que luego sería su trabajo.

En Resistencia se hizo de grandes amigos que transitaban el camino del arte y la cultura, con quien compatibilizó enseguida: José Luis Meana, Aldo y Efraín Boglietti, Raúl Berneri y otros. Participó de la organización de ciclos de cine formando parte del grupo de Cine Arte Resistencia, que proyectaban films de grandes directores en la plaza principal de la ciudad. Gracias a estos fotógrafos el Chaco tiene su historia documentada.