Temas de hoy: Coronavirus sin agua coronavirus en Chaco Boris Johnson Papa Francisco
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/159573

Preocupación por registro de la mosquita del capítulo en el sudoeste

LAS BREÑAS (Agencia) - La Estación Experimental Agropecuaria del INTA Las Breñas elaboró un boletín de entomología en el que informa el registro de la mosquita del capítulo del girasol (Melanogromyza minimoides Spencer), con presencia del adulto y daños en el cultivo en la zona en el inicio de floración.

La entomóloga Macarena Casuso explica que “esta situación está generando consultas de parte de los productores, técnicos y aeroaplicadores de la zona, interesados en saber la descripción del adulto, su correcta identificación y las medidas de control, lo que motivó a realizar este artículo descriptivo de la especie con fotos de nuestras observaciones (para saber dónde buscarla), cuál el daño que ocasiona y los registros bibliográficos sobre la misma”.

Amplia distribución

mosquita.jpg

La mosquita del capítulo tiene amplia distribución en América, desde la Argentina hasta los Estados Unidos, y en nuestro país se registró un incremento sostenido de los daños en girasol desde Chaco hasta el sur de la provincia de Buenos Aires. En la EEA “Guillermo Covas” de Anguil, La Pampa, se evaluó el daño de la mosquita del capítulo en 2 híbridos (DK 3920 y DK 4200), sembrados en 14 fechas de siembra distribuidas desde fines de septiembre hasta fines de diciembre, registrándose un porcentaje de daño bajo hasta la séptima fecha de siembra (14/11), variando entre 0,7 a 6,8%. A partir de la octava fecha (24/11), la incidencia de la plaga en ambos genotipos (número de plantas con la mosquita) fue del 100% y el porcentaje del capítulo dañado máximo fue del 20%.

También producen daño al desplazarse las larvas a través de las flores, es directo ya que disminuye el número de granos y hay secado prematuro de las anteras y flores tubulares, que a la maduración del cultivo quedan adheridos al capítulo. Se aclara que, aunque se observen adultos de la plaga en el cultivo, no todo el vaneo o grano abortado del capítulo se debe a las larvas de la mosquita; se la confunde con la falta de polen viable, lavado de polen o aborto de ovario por alta temperatura, entre otros factores. En otras ocasiones, las conocidas vulgarmente como chinche diminuta y chinche ojuda son confundidas con la mosquita del capítulo, ya que las tres especies se encuentran generalmente sobre el cultivo desde antes de botón floral y hasta la floración e incluso en la formación de aquenios, en distintas zonas del país.

Sin umbral del daño económico

mosquita 2.jpg
Los adultos son pequeños, miden unos 1,6 a 2 mm (izquierda) y se caracterizan porque las hembras tienen el aparato ovipositor alargado (derecha).

“En nuestro país no contamos con un umbral de daño económico para esta mosquita y aún se desconocen muchos aspectos de la misma. Como por ejemplo cual es la pérdida real de rendimientos que ocasiona, cuál sería el momento ideal y qué insecticidas serían más eficaces para el control de la plaga”, agregó. Por eso, es importante saber que los controles químicos repercutirán en los insectos polinizadores del cultivo de girasol.

En la Argentina, los trabajos sobre polinización de girasol son escasos y se concentran principalmente en la actividad pecoreadora de la abeja doméstica. También se sabe que la abeja doméstica es el principal polinizador del girasol en la Argentina, aunque varias especies nativas de abejas podrían ser consideradas como potenciales polinizadores del cultivo. Finalmente, ya que muchos de los insecticidas utilizados en girasol son altamente tóxicos para las abejas, se recomienda no aplicarlos mientras las abejas visitan activamente las flores, y advertir a los apicultores locales antes de aplicar el insecticida.