Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/208717
Tendrá participación de las siete provincias ribereñas, Chaco entre ellas 

Hidrovía: con amplias funciones y atribuciones, entra en acción el Ente de Control y Gestión 

El ministro Guerrera confirmó que en 16 días comienza a operar AGP. Luego saldrá una licitación corta, que le dará tiempo al Ente autárquico para avanzar en el pliego que defina los próximos 15 años. 

A través del Decreto de Necesidad y Urgencia N° 556/21 publicado el martes en el Boletín Oficial, se creó el Ente Nacional de Control y Gestión de la Vía Navegable, de carácter autárquico y bajo el ámbito del Ministerio de Transporte de la Nación, que contará con la participación de las siete provincias ribereñas de los ríos Paraná y Paraguay –Chaco entre ellas- un suceso de ribetes históricos desde la última concesión de la hidrovía, hace 26 años. 

Una de las responsabilidades del Ente Nacional de Control y Gestión de la vía navegable troncal será confeccionar los pliegos licitatorios para las obras de modernización, ampliación, operación y mantenimiento.

La medida tomada por el gobierno nacional, que se originó hace un año como resultado directo de la conformación del Consejo Federal de la Hidrovía, permitirá proteger los bienes públicos y que el nuevo organismo sea el encargado de llevar adelante el proceso licitatorio nacional e internacional para la adjudicación de las obras.

Ayer, el ministro de Transporte de la Nación, Alexis Guerrera destacó que la creación del Ente de Control y Gestión de la Hidrovía “tiene como objetivo incluir la voz y el voto de las 7 provincias comprendidas por los ríos Paraná y Paraguay”. “Tenemos como fin asegurar la navegabilidad de los barcos de carga, que son esenciales para el comercio exterior argentino, velando por la calidad de los servicios, el resguardo de los bienes públicos, la defensa del ambiente, la seguridad y los intereses de nuestro país”, resaltó. 

“Tales definiciones, por tratarse de un sistema vital, histórico y cultural integrado, requieren del consenso y la escucha de los gobiernos provinciales de Buenos Aires, Chaco, Corrientes, Entre Ríos, Formosa, Misiones y Santa Fe que, desde hace 26 años, están siendo excluidos”, agregó el funcionario a través de sus redes sociales.

A la vez, en declaraciones radiales, Guerrera confirmó que en 16 días comienza a operar Administración General de Puertos (AGP): “Tendrá que hacer contrataciones directas y luego saldrá esta licitación corta que le dará tiempo al ente para avanzar en el pliego que defina los próximos 15 años". 

"Este Ente va a diseñar los pliegos de licitaciones a futuro y tomar la gestión de las vías navegables con participación federal y democrática", definió el ministro, quien además, hizo algunas aclaraciones sobre el rol del Estado: "La estatización sería que los trabajos de obra pública no fueran licitados, pero el Ente va a hacer los pliegos para la licitación". "Esto no es una estatización, se va a llamar a licitación para la obra pública. Pero sí se le da un rol central al Estado en el control", agregó.  

Alexis Guerrera, ministro de Transporte de la Nación.

Seguimiento y fiscalización 

En un comunicado oficial, el Ministerio de Transporte señaló que, siguiendo la visión federal del presidente Alberto Fernández y con el impulso del ministro Guerrera, se creó hoy el Ente Nacional de Control y Gestión para garantizar el seguimiento y la fiscalización de la prestación de los servicios que se brinden en la vía navegable troncal, comprendida entre el kilómetro 1238 del Río Paraná, punto denominado Confluencia, hasta la zona de aguas profundas naturales, en el Río de la Plata exterior.

Además de tener la participación de Buenos Aires, Chaco, Corrientes, Entre Ríos, Formosa, Misiones y Santa Fe, el nuevo organismo estatal tendrá como sede la ciudad de Rosario, significando la mayor participación equitativa del sector en la vía navegable de los últimos 26 años.

En este sentido, el Ente tiene como principales finalidades la de proteger a todos los usuarios y usuarias, resguardar los bienes de dominio público y privado del Estado Nacional, y fiscalizar el cumplimiento de las leyes, reglamentos, cuestiones ambientales y económico-financiero de la concesión de obra pública para el desarrollo de las tareas de modernización, ampliación, operación y mantenimiento de la vía navegable troncal.

 

Esto no es una estatización, se va a llamar a licitación para la obra pública. Pero sí se le da un rol central al Estado en el control. 

 

Un Consejo Directivo y una Comisión Asesora 

En relación a los próximos pasos a seguir, el futuro administrador o administradora general del Ente (denominados como presidente o presidenta en el Consejo Directivo, con rango y jerarquía de secretario o secretaria) presentará a la Jefatura de Gabinete de Ministros, a través del Ministerio de Transporte, el proyecto de estructura organizativa del organismo con un plazo límite de 90 días.

En concreto, el decreto establece que el Ente Nacional estará a cargo de un Consejo Directivo integrado por 15 miembros, de carácter “ad honorem” y designados por el Poder Ejecutivo Nacional, de la siguiente manera:

-El Presidente o la Presidenta será designado o designada por el Presidente o la Presidenta de la Nación;

-El Vicepresidente 1º o la Vicepresidenta 1ª y 2 vocales a propuesta del Ministerio de Transporte;

-El Vicepresidente 2º o la Vicepresidenta 2ª y un vocal a propuesta del Ministerio del Interior;

-El Vicepresidente 3º o la Vicepresidenta 3ª y un vocal a propuesta del Ministerio de Desarrollo Productivo;

-7 vocales, a propuesta de cada una de las Provincias signatarias del Acuerdo Federal Hidrovía.

En apoyo técnico de las funciones del Ente nacional, se creará también una Comisión Asesora no vinculante, integrada “ad honorem” por representantes de universidades públicas, usuarios y sindicatos, y de los ministerios de Relaciones Exteriores, Agricultura, Ganadería y Pesca, Medio Ambiente, Seguridad y Obras Públicas.

Cobro de peaje 

Otro artículo del decreto establece que las tarifas y/o peajes que sean fijados en razón de concesiones otorgadas en el marco de la Ley N° 17.520 sobre la vía navegable serán percibidos por el Ente Nacional de Control y Gestión, por cuenta y orden del concesionario o de los concesionarios, y remitidas a éste o éstos, previa detracción de los montos que correspondan, de conformidad con los términos contractuales y normas que rijan tales concesiones.

La percepción por el Ente de las tarifas y/o peajes previstos se hará efectiva a partir del inicio de la operación por parte del adjudicatario o de los adjudicatarios de la licitación prevista por el Decreto N° 949/20.

El rol en la licitación y en regulaciones de la nueva concesión 

El nuevo organismo, descentralizado y autárquico, creado hoy por el DNU N° 556/21 y como resultado de un proceso de federalización y democratización de los ríos argentinos, estará a cargo del Gobierno Nacional y de las siete provincias que integran la vía navegable, y tendrá el objetivo de llevar el proceso licitatorio y controlar el cumplimiento de las leyes y regulaciones en lo relativo a los contratos de concesión. A través del Ente se obtendrá una mayor participación de las provincias y del Estado nacional en la formulación de políticas para la vía navegable.

Asimismo, según la comunicación oficial, con la creación del nuevo Ente nacional se lograrán objetivos como reducir los costos por tonelada transportada, utilizando la vía navegable a toda hora durante todo el año, aumentando la seguridad de la navegación, planificar y desarrollar actividades con menor incertidumbre y promover las inversiones y el desarrollo de emprendimientos alrededor del río Paraná y del Río de la Plata.

Una de sus responsabilidades será que, a través del trabajo coordinado y del diálogo permanente con todo el sector, se confeccionen los pliegos licitatorios para las obras de modernización, ampliación, operación y mantenimiento de la vía navegable troncal.

La vía navegable troncal es un sistema de navegación fluvial de 1.635 km fundamental para el desarrollo de las economías regionales del país, vinculando los grandes puertos y las terminales fluviales del río Paraná y del río de La Plata con el océano. 

La hidrovía constituye la principal vía navegable para el comercio exterior de la Argentina, llevando aproximadamente el 80% de la exportación nacional, alrededor del 81% del volumen de las exportaciones agrícolas y el 96% del tráfico de contenedores.