Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/204427

Adiós al ‘dire’ de la EET 33 de Barranqueras    

Más expresiones de pesar por el deceso del docente Carlos Cacho Silva.  

Personal de Escuela de Educación Técnica Nº 33 sumó unas palabras de despedida a su director Carlos Silva, que falleció este domingo.    

“Expresamos nuestras condolencias a sus familiares y seres queridos. Esta mañana la educación técnica chaqueña lleva un lazo enlutado en el pecho, Carlos Silva “se nos adelantó”; con esa expresión él solía describir la partida de un amigo a la presencia de Dios.

El 'dire', como lo llamábamos cariñosamente, ha sido el hacedor y propulsor de muchos logros educativos: el primero con el conocido ciclo básico técnico de Barranqueras, creado en 1993.

Toda una vida dedicada a la educación, su huella ha quedado para siempre en la historia escolar, en la memoria de quienes lo conocieron con sus férreas convicciones, con su tenacidad en ir tras lo imposible, él supo soñar, creer en las utopías hasta verlas hecha realidad con su tenacidad, esfuerzo y profundas convicciones, un gran “golpeador de puertas” como se autodenominaba.

Su compromiso se vio plasmado en 2015, cuando los docentes de la institución propusieron al Ministerio que la EET 33 lleve su nombre.

Hoy no solo despedimos a un gran director, sino a un colega, a un amigo… cuyo legado continuará en cada uno de nosotros que formamos parte de esta hermosa familia escolar.

Con el poema Piu Avanti, que citaba de memoria al dirigirse a los estudiantes para animarlos a seguir en sus estudios, hoy elegimos recordarlo”:

No te des por vencido, ni aun vencido,

no te sientas esclavo, ni aún esclavo;

trémulo de pavor, piénsate bravo,

y arremete feroz, ya mal herido.

Ten el tesón del clavo enmohecido,

que ya viejo y ruin vuelve a ser clavo;

no la cobarde intrepidez del pavo

que amaina su coraje al primer ruido.

Procede como Dios que nunca llora,

o como Lucifer que nunca reza,

o como el robledal, cuya grandeza

necesita del agua y no la implora...

¡que muerda y vocifere vengadora

ya rodando en el polvo tu cabeza!

Pedro Bonifacio Palacios, del libro Almafuerte.

El 'dire' Carlos Cacho Silva. Foto: Archivo

Defensor de la Educación Técnico Profesional

Quienes hemos tenido la oportunidad de tratar durante algún tiempo al profesor Carlos “Cacho” Silva, apreciamos su valor como ser humano y admiramos su gran entusiasmo ante el trabajo. Sintetizar su trayectoria académica y profesional constituye sin dudas una tarea difícil. Resumir en pocas líneas resulta imposible para describir detalladamente las muchas actividades que ha realizado.

Sin dudas perdemos a un gran luchador y defensor de la Educación Técnico Profesional.

En sus últimos años laborales, ni la edad ni las dificultades crecientes que plantea la tarea de conducir una institución lo hicieron desistir de su empeño por seguir trabajando para una formación integral de los alumnos.

Frecuentemente lo encontraba, caminando rumbo a su escuela, y siempre estaba el saludo amable, el apretón de manos y alguna que otra anécdota o comentario de la actualidad. Agradezco y siempre tengo y tendré en cuenta todos y cada uno de sus valiosos consejos y sugerencias.

Es sin dudas un honor, para todos quienes tuvimos la oportunidad de tratarlo, haber compartido con él parte de nuestro tiempo.

Seguramente estará con nosotros en cada paso que demos, en cada escuela, en cada acto patrio, en cada acto de egresados, en cada sueño por cumplir.

Hoy ya no se encuentra con nosotros, pero sin dudas ha dejado grabado en nuestros corazones, grandes enseñanzas y muchos lindos recuerdos que forman y formarán parte de nosotros y que nos acompañarán por siempre.

Gracias por contagiarnos su entusiasmo, su dedicación al trabajo, por su apertura al cambio, por sus aportes y por apoyar en tantas ideas, propuestas y proyectos, que hoy vemos realizados y que sin dudas serán los pilares sobre los que se siga apoyando el desarrollo futuro de nuestra querida Educación Técnico Profesional. Adiós, estimado profesor Carlos “Cacho” Silva!

Carlos A. Canteros, docente.  

Notas Relacionadas