Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarionorte.com/a/194363

Santa Fe: renunció una funcionaria que participó de una fiesta del "Día del Amigo" en un bar

La directora de la Regional III del Ministerio de Educación santafesino, Romina Indelman, presentó su dimisión tras ser filmada sin cuidar los protocolos sanitarios en un bar de Rafaela.

19.jpg
Romina Indelman, renunció tras conocerse un video donde se la ve prticipando de una fiesta por el Día del Amigo.

Hubo música, bebidas, baile y mucha diversión. Sin embargo, la fiesta organizada por el Día del Amigo en un bar de Santa Fe rompió la cuarentena y dejó tras de sí un escándalo político: una funcionaria, que participó del evento, tuvo que renunciar.

Romina Indelman, la funcionaria del área de Educación de Santa Fe que fue grabada en un bar de Rafaela, dejó su cargo. Por su parte, el lugar fue clausurado por no cumplir con los protocolos dispuestos para evitar la propagación del coronavirus. "Me equivoqué", reconoció la mujer.

La delegada de la Región III de Educación de esa provincia participó de la celebración el 20 de julio en un local ubicado en la zona céntrica de la ciudad. En una serie de videos que recorrieron las redes sociales se la puede ver bailar junto a otro grupo de mujeres.

"Asumo el error, sé que soy una funcionaria. Enseguida me di cuenta cómo afecta políticamente a todo el Estado. Me puse en contacto con mis superiores y puse a disposición mi renuncia. Ahora estoy a la espera de una resolución”, manifestó el martes Indelman en declaraciones a Radio Rafaela.

Asimismo detalló cómo ocurrió el hecho: "El lunes con un grupo de siete amigas concurrimos a la confitería con una reserva previa de la semana anterior. Entre las 20.30 y 21 teníamos que concurrir, porque hasta ese momento los locales estaban abiertos hasta las 23, así que reservamos en el primer turno".

La ahora exfuncionaria agregó: "Cuando nos indican que las mesas podían ser de hasta seis, una de las docentes desiste de ir. Llegué primera al local, fueron llegando mis compañeras, y cenamos en el piso superior".

"Antes de retirarnos consultamos si abajo había alguna mesa. Lo que puedo contar es que se escuchaban distintos tipos de música, de un tipo abajo y de otro tipo arriba, pero nosotras no sabíamos lo que estaba sucediendo abajo. Cuando nos dicen que hay una mesa libre, bajamos. Ahí aparece el video en el que estamos alrededor de la mesa bailando", justificó.

Según su relato, cuando se quisieron ir les pidieron que esperaran porque había un operativo policial afuera, el cual dispuso la clausura del lugar: "Cometí el error de estar ahí, de no haber tenido los cuidados que tuve durante todo este período y que los sigo manteniendo. No debería haber estado ahí bailando, me tendría que haber quedado sentada en la mesa", sostuvo.

"Sé que soy una funcionaria en un nuevo rol de Educación y no debería haber sucedido", completó. Este miércoles la ministra de Educación de Santa Fe, Adriana Cantero, aceptó la renuncia de Indelman.

La clausura
 

El local Tres56, ubicado en el centro de Rafaela, fue clausurado porque en su interior había más de 300 personas. El juez de Faltas Rubén Pavetti aseguró que los dueños del lugar trabaron las puertas y no permitieron el ingreso de los inspectores durante más de media hora.

"Era una fiesta clandestina donde había un exceso importante de personas, que superaba la capacidad del lugar, el cual debía funcionar al 50 por ciento", precisó el funcionario en declaraciones a medios locales.

En junio, el intendente local Luis Castellano, por encontrarse la ciudad en fase 5 de cuarentena, había habilitado por decreto el funcionamiento de bares y restaurantes, siempre y cuando operaran con reservas previas y a la mitad de su capacidad para facilitar el distanciamiento social.

Fuente: TN.