Temas de hoy: Club Atlético Sarmiento “El Japo” Verón JJOO de la Juventud lluvias y tormentas Yamila Soledad Hidalgo
Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.diarionorte.com/a/85934

Uno de los últimos wines del fútbol argentino Houseman recibió el cariño de los chaqueños

René Orlando Houseman es un símbolo del fútbol argentino por haber integrado el seleccionado que obtuvo la primera Copa del Mundo en 1978 y por ser uno de los grandes gambeteadores de la historia. Surgido en Defensores de Belgrano, la gloria llegó en Huracán. Su buen rendimiento en el seleccionado lo catapultó para llegar a River, Independiente y Colo Colo de Chile.

 El fin de su carrera futbolística llegó en el club de sus amores: Excursionistas. El miércoles a la noche se tomó un micro en Retiro y llegó por la mañana a Resistencia. Estuvo con los jugadores, fue en el colectivo al estadio, se sentó en el banco y disfrutó como un niño el partido con Boca.

Al final del partido no ocultaba su tristeza, pero estaba al mismo tiempo feliz del recibimiento que le dieron los chaqueños, que lo aplaudieron en reconocimiento a su carrera de futbolista, y en homenaje al campeón del 78.

 Houseman nació el 19 de julio de 1953 en La Banda, provincia de Santiago del Estero. Fue un jugador de extraordinaria gambeta, rápido, veloz, astuto, pícaro y hábil con ambas piernas. Es para muchos entendidos el mejor extremo derecho de la historia del fútbol argentino y uno de los ídolos maximos del Club Atlético Huracán.

Hizo sus inferiores en Excursionistas, equipo del cual es hincha, pero por falta de oportunidades debutó en su clásico rival, Defensores de Belgrano, en la Segunda División del fútbol argentino. A comienzos de 1973 y gracias a César Luis Menotti, fue contratado para jugar en la Primera División por el Club Atlético Huracán. En este equipo realizó una carrera brillante, obteniendo el Campeonato Metropolitano de 1973.

Más adelante jugó en Colo-Colo de Chile y en River Plate, entre otros. Su retiro fue en 1985, en el único partido que jugó para Excursionistas.

 Tras el retiro se encontró frecuentemente en problemas causados por su adicción al alcohol. A través del tiempo, Huracán fue una suerte de hogar para él, y los simpatizantes de la institución de Parque Patricios siempre lo tuvieron en su ‘altar’ de referentes indiscutibles, junto a Herminio Masantonio, Guillermo Stábile y Antonio Mohamed.

 El idilio, sin embargo, se vio abruptamente interrumpido cuando, por los 16avos de final de la Copa Argentina 2011-12, Huracán y Excursionistas dirimieron el pasaje a la siguiente fase mediante una definición por penales, en la que el club de Belgrano eliminó a Huracán. Aún cuando Houseman, por ese entonces empleado de los albiverdes, siempre declaró un amor ‘equivalente’ hacia ambas instituciones, el Loco festejó efusivamente el resultado, lo cual tuvo un fuerte impacto afectivo para los hinchas quemeros.

Integró la Selección Argentina desde 1973 hasta 1979. Llegó a cuartos de final en el Mundial Alemania 74, anotando 3 goles, y conquistó la Copa del Mundo en Argentina 78, anotando 1 gol. El gol que anotó en el partido que Argentina empató 1 a 1 ante Italia en el mundial de 1974 es recordado por la calidad de su definición. Su último partido fue en la derrota 2-1 contra Resto del Mundo.