Temas de hoy: LAB Secheep Bono de fin de año Actividad industrial La Final del Siglo
Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.diarionorte.com/a/172806

Campaña para “desalojar” a Roger Waters de América Latina por promover el antisemitismo

Varias organizaciones se pronunciaron contra las presentaciones de Roger Waters en los últimos años, por considerar que utiliza símbolos y retórica antisemita bajo la excusa de "libertad artística"; como así también por lidera el boicot cultural contra el estado judío promoviendo el odio con esta religión en todo lugar donde se presenta. Hasta el mismo Vaticano lo considera una ofensa y apología a la violencia mundial.

Hace algunas horas fue publicada una petición online (la puede encontrar aquí) solicitando las firmas del público general para pedir que el ex integrante de la banda Pink Floyd, Roger Waters, no se presente en América Latina.

Roger Waters, ex miembro de la banda Pink Floyd, es uno de los mayores antisemitas de nuestra época. No solo lidera el boicot cultural contra el estado judío sino que promueve el odio contra los judíos en todo lugar donde se presenta, utiliza símbolos y retórica antisemita, y todo esto bajo la excusa de "libertad artística".

roger2.jpg

Waters suele presentarse en la tarima con trajes similares al Nazi, saludar con un saludo parecido al saludo Nazi, presentar en sus conciertos un cochino con un Escudo de David (símbolo judío) dibujado y hablar sobre el "lobby judío"

Waters utiliza una retórica de "derechos humanos" y "libertad artística" mientras usa una táctica de abuso, doble standard, demonización y deslegitimización para promover su agenda política-antisemita. 

Varias organizaciones se pronunciaron contra las presentaciones de Waters: el Vaticano, la Liga Anti-Difamación, la alcaldía de Munich, la Federación Judía de Miami, el Comité Central Israelita de Uruguay, entre muchas otras.

A esto se le suma Miami, desde donde la Federación Judía le pidió al mismo Waters que “deje de usar su plataforma musical para escupir su retórica venenosa y llena de odio, usando símbolos antisemitas y lenguaje antiisraelí en sus actuaciones”.

También en Uruguay, agrupaciones a favor de la NO violencia religiosa, institucional y a favor de los Derechos Humanos bien entendidos y ejercidos tuvieron un fuerte rechazo al artista internacional.

roger.jpg

Incluso, en un reciente artículo firmado por José Piczenik para el Comité Central Israelita de Uruguay, se compara al músico con el asesino Robert Bowers, detenido en Pittsburgh por el atentado contra una sinagoga en el que murieron once personas y seis resultados heridas.

Bowers publicó virulentos mensajes antisemitas en una red social de ultraderecha y su propio perfil decía: "Los judíos son los hijos de Satanás".

"A muchos kilómetros de distancia de Pittsburgh - en Montevideo - se anuncia para el próximo sábado un concierto con el rockero ingles Roger Waters. La posibilidad de ver un artista internacional en nuestro país no es desechable pero si lo es en la medida que el propio cantautor trae un mensaje de odio contra el pueblo judío y el Estado de Israel. La música y el canto son vehículos de fenómenos socio culturales que permiten la transmisión cultural de valores, así se ha demostrado a lo largo de la existencia, pero estos canales deben ser de unión y tolerancia y no de odio y xenofobia", agrega el artículo.

Desde hace varios años, el exbajista y vocalista de la legendaria banda está pidiendo a otros músicos que no actúen en Israel para impulsar un boicot cultural -promovido por un movimiento palestino- contra los asentamientos judíos.

Las acciones antisemitas del músico son cada vez más repudiadas por la sociedad que busca un mundo más civilizado. Por esta razón se emitió una campaña enmarcada en el slogan: América Latina NO quiere el antisemitismo de Roger Waters.

El objetivo es difundir por toda Latinoamérica este mensaje y dejar sentada la posición humanitaria y civilizada de quienes buscan paz y armonía, en cada una de las disciplinas, sobre todo en aquellas donde se deja un mensaje, como es la música.

Los ciudadanos de América Latina nos unimos al mundo civilizado y le decimos a Roger Waters - no te queremos aquí.