Temas de hoy: Paro de colectivos Asunción de autoridades Jorge Capitanich Club Boca Juniors Juan Román Riquelme
Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.diarionorte.com/a/171688

Estilo escandinavo

Si hablamos de un estilo que está en boga actualmente, no podemos pasar por alto esta tendencia que nos viene pisando los talones hace varios años, denominado estilo nórdico o escandinavo.

Por Tamara López Carauni*

Pretendo contarte lo mejor de la historia del estilo nórdico, y cómo esta corriente todavía nos sigue inspirando a arquitectos y diseñadores en la actualidad. Su explosión a nivel mundial fue gracias a la exposición Diseño en Escandinavia, que recorrió parte de Estados Unidos y Canadá entre 1954 y 1957, con una importante representación de piezas de mobiliario.

elsa.jpg

Posteriormente también tuvo presencia en las muestras de Milán, logrando así tener visibilidad mundial, aunque su nacimiento se sitúa en torno a los años 30 e incluye los diseños producidos en Dinamarca y Suecia primero, posteriormente Noruega, Finlandia y, finalmente, Islandia.

Una de las características más interesantes de este estilo, básicamente un fundamento de porqué nos gusta tanto, tiene que ver con que combina con gracia y delicadeza la influencia de los movimientos decorativos de principios del siglo XX (Art Nouveau o Jugendstil) con la sencillez y pureza de los movimientos artísticos de entre guerras (Constructivismo, De Stijl, Bauhaus).

 

Así, combinaron las ideas que traía consigo la modernidad con la devoción por la eficiencia y el uso de materiales a su alcance, creando un producto que aprovechaba lo mejor de ambos mundos; ‘Cosas bellas que hacen tu vida mejor’.

Su principal objetivo era crear entornos y diseños confortables, alegres y cómodos, que hicieran llevadero tener que pasar mucho tiempo en casa por la falta de horas de luz.

Además, con las ideas democráticas en pleno auge, se hacía mayor hincapié en el hecho de que los diseños debían de ser accesibles para todo el mundo, por lo que a menudo al diseño escandinavo se lo llama diseño democrático, una idea que también compartía la Bauhaus (La primera escuela de artes y oficios moderna).

 

Hablemos un poco de los materiales utilizados y los tips para reconocer este estilo:

Madera como protagonista: Junto con el color blanco, la madera es la protagonista indiscutible en la decoración nórdica. Tiende a ser de tonalidades claras, propia de las especies más comunes en los bosques de las zonas nórdicas, como el pino, roble, haya o arce. La madera proporciona calidez, espacios más confortables y acogedores.

Paleta de colores: Blancos, grises, detalles en negro y colores pasteles como el rosa, verde, amarillo o celeste.

elsa5.jpg

Cálidos textiles: En los países donde hace mucho frío, no es de extrañar que parte de la decoración venga en forma de cálidos tejidos: Pieles de oveja, lana, lino y algodón, en distintos formatos (panas, lonas, etc.). Una clave en los textiles es la combinación de texturas como ser: cuadros, rayas, formas geométricas en general.

Aportes de estilismo a los ambientes escandinavos:

- Fotografías y múltiples combinaciones de cuadros en las paredes blancas.

- Flores naturales que aporten color y frescura a los espacios.

- Lámparas de lata tipo industriales, o lámparas de mimbre.

- Detalles en tonalidades cobres o doradas.

- Orden en su máxima expresión, al pasar tanto tiempo en la vivienda se busca optimizar cualquier tipo de acumulación o visión de desorden. Esperamos que estos datos te hayan servido de inspiración para la decoración de tu próximo ambiente y quedo a tu disposición ante cualquier consulta, escribime a overtrendy@gmail.com.